Escudo de la República de Colombia

Ciudad & Territorio

UNAL tendrá espacios de estudio pospandemia al aire libre

A partir de una pérgola de guadua se busca crear un espacio de docencia poscuarentena, al aire libre, para analizar muestras de la biodiversidad tanto de especies de plantas trepadoras andinas endémicas como de herpetofauna (anfibios y reptiles) en el campus de la Sede Bogotá.

Bogotá D. C., 15 de diciembre de 2020Agencia de Noticias UN-

El módulo tendrá unos paneles triangulares que generan un espacio para que las plantas trepen y permitan estudiar su interacción. Fotos: cortesía Sindy Marcela Coca y Xavier Martínez Casas.

La idea es construir con guadua y un bambú más delgado para los paneles de cerramiento y la cubierta.

El equipo de trabajo está conformado por estudiantes de Artes y Ciencias de los grupos Biotun, Sisbio, madera y guadua Cibam y colaboradores externos de la Universidad Manuela Beltrán.

Según fotos de la época, las pérgolas y los invernaderos sí existieron al interior del edificio.

El proyecto fue presentado en el marco de la Sesión 15 de la Cátedra Nacional de Arte y Ciencia.

Este proyecto conjunto entre el Departamento de Arquitectura y el Instituto de Ciencias Naturales (ICN) de la Universidad Nacional de Colombia (UNAL) se presentó en la convocatoria nacional para el fomento de alianzas interdisciplinarias que articulen investigación, creación, extensión y formación en la UNAL 2019-2021.

El profesor de la UNAL Xavier Marquinez Casas, doctor en Sistemática y Evolución Vegetal, recuerda que en los edificios del campus de la Sede Bogotá funcionan el ICN, un arboretum, el Departamento de Biología y el “Campo biológico experimental”, un espacio históricamente empleado por dicho Departamento para hacer investigación.

“De ahí nació la idea de crear una alianza con el Grupo de Madera y Guadua del Departamento de Arquitectura, cuyo objetivo es construir una pérgola de guadua como espacio para establecer y analizar muestras de la biodiversidad tanto de especies de plantas endémicas –propias de esta región del país– como de anfibios y reptiles”, agregó el profesor Marquinez.

Para los investigadores este proyecto es especialmente relevante en este momento, cuando se necesitan espacios abiertos en el campus que permitan la presencialidad con distanciamiento.

La iniciativa también busca rescatar y poner al servicio de la docencia y del bienestar de la Universidad este espacio cuya destinación se trazó desde los planos originales del campus. “Nos corresponde ser fieles a este proyecto histórico y para ello es fundamental nuestra alianza con la Escuela de Arquitectura de la Facultad de Artes”, indica el profesor Marquinez.

Recuperar la historia

La presencia de espacios abiertos dedicados a la enseñanza de los recursos naturales viene desde la época de la Expedición Botánica liderada por José Celestino Mutis entre 1783 y 1816, cuando se construyó un primer jardín botánico en Colombia en el municipio de Mariquita (Tolima).

“En 1868 surge la Universidad Nacional de los Estados Unidos de Colombia con sus escuelas, como la de ciencias naturales que funciona en un convento expropiado; en ese momento ya se contemplaba un jardín botánico en Bogotá y es probable que se haya dado”, expone el investigador Marquinez.

Entre 1837 y 1840, dentro del proyecto del padre Enrique Pérez Arbeláez en la ciudadela universitaria de Bogotá, aparecen siete grandes iniciativas: un herbario nacional, el instituto botánico, el jardín botánico, la flora de Mutis, un trabajo sobre los hallazgos de la expedición botánica que no fue publicado, un instituto zoológico, un museo de historia natural y un zoológico.

“En los planos de Leopoldo Rother de la Ciudad Universitaria de Bogotá, que datan de 1939, se incluye el Instituto de Botánica, de Veterinaria y el Jardín Botánico. En los planos del edificio donde hoy funciona la Facultad de Ciencias se contemplaban dos invernaderos en la zona central y las pérgolas para plantas trepadoras son un elemento recurrente que existió desde entonces”, comenta el profesor Marquinez.

En los planos de 1946 de la Ciudad Universitaria, también adelantados por Leopoldo Rother, se encuentra el nuevo ICN en lo que hoy es el Departamento de Biología, donde se incluía un palmetum, una pérgola para plantas trepadoras, una zona para siembra a cielo abierto y un tropicario, entre otros. Muchos de estos espacios finalmente se ubicaron en el Jardín Botánico de Bogotá.

La construcción

Los investigadores visitaron el área, identificaron los senderos de la zona, ubicaron puntos importantes como el lago de biología, los edificios, los flujos de las personas y con esto diseñaron propuestas de dónde debían ubicarse los elementos. Para esto tuvieron en cuenta variables tangibles e intangibles, como por ejemplo que estuviera cerca del lago, pero lejos del edificio donde se manejan residuos químicos, o que estuviera cerca de la huerta estudiantil, pero lejos de los senderos peatonales y de maquinaria.

En palabras de la profesora de arquitectura de la UNAL Sindy Marcela Coca, magíster en Construcción e investigadora del Grupo Madera y Guadua, se llegó a cinco propuestas: una helicoidal, una en forma de paraboloides y una en forma de ala, diseñadas para implementarse en los senderos y rutas; una estructura central con arcos y una en forma de tejidos, pensadas para el nodo articulador de los senderos.

Al respecto, se realizó una consulta y se decidió la opción paraboloides, módulo que se puede implementar en los senderos identificados; también consideraron variables como el ancho del pasillo, la altura y la inclinación de la cubierta paraboloide y el espacio entre apoyos. Actualmente trabajan en el desarrollo técnico y la construcción del primer módulo.

“La propuesta tuvo gran acogida entre los docentes –indica la investigadora Coca– quienes consideran que este es un espacio del campus en parte desaprovechado, que se usa para actividades no académicas y que puede ser muy útil para la investigación, al confluir allí factores como las plantas trepadoras o la fauna del campus y el rescate histórico de estructuras como las pérgolas”.

(Por: fin/AMV/MLA
)
N.° 371

Otras noticias

Para crear propuestas de innovación reales es clave entender las necesidades de las comunidades. Fotos: Unimedios.

Ciencia & Tecnología

mayo 11 de 2021

Innovación pública requiere puentes entre el ciudadano y el Estado

Cierto temor a la forma en que operan las estructuras jerárquicas y...

El reto es mantener y mejorar la seguridad alimentaria de una población creciente en el planeta. Foto: Helmuth Eduardo Ceballos Márquez - Unimedios Palmira.

Desarrollo Rural

mayo 11 de 2021

Transgénicos buscan un lugar en la agricultura sostenible

“La mejor forma de la agricultura orgánica sería que usara transgénicos, ya que...

El teatro sirve no solo para entretener, sino como una mirada crítica a lo que pasa en la sociedad y retratarlo. Fotos: archivo Unimedios.

Artes & Culturas

mayo 11 de 2021

Teatro, escenario para entender la crisis social

No solo por su función artística, sino por el poder que tiene el mensaje del...

Los pacientes con síntomas cardiovasculares o historial familiar de enfermedades cardíacas deberían ser remitidos a examen genético. Fotos: archivo Unimedios.

Salud

mayo 11 de 2021

Muerte súbita se podría predecir con examen genético

Por medio de un estudio piloto con este examen genético, pacientes con...

Contexto histórico de las familias de los departamentos de Cesar, La Guajira y Magdalena. Fotos: Comunicaciones - UNAL Sede de La Paz.

Ciudad & Territorio

mayo 11 de 2021

Dinámicas de las familias del Caribe, a estudio en la UNAL Sede de La Paz

Históricamente las transformaciones permanentes de las familias de los...

Larvas del picudo rayado del plátano (Metamasius hemipterus) infectadas por el nematodo Heterorhabditis (color rojo) y Steinernema (color crema). Fotos: archivo Miguel Uribe.

Desarrollo Rural

mayo 11 de 2021

Microorganismos del suelo, controladores biológicos del picudo

Dos cepas de nematodos (gusanos microscópicos), hongos entomopatógenos –que...

Se deben establecer límites para que no se piense que por estar en el computador la persona está disponible para otras labores del hogar. Foto: Christof STACHE / AFP

Salud

mayo 11 de 2021

Autocuidado, rutina saludable cuando se trabaja en casa

Saber decir no cuando no se está disponible, adecuar el nuevo espacio de...

La sensibilidad o hipersensibilidad dentinal sigue siendo motivo de consulta frecuente en odontología. Foto: archivo Unimedios.

Salud

mayo 11 de 2021

Esencia de clavo, aliada para tratar sensibilidad dental

El eugenol –o esencia de clavo–, aliado de los odontólogos desde hace décadas...

La innovación debe ser trasversal a las funciones misionales de la UNAL, que incluya la docencia, investigación y extensión. Foto: Unimedios.

Ciencia & Tecnología

mayo 10 de 2021

Innovación, la mejor vía para responder a los desafíos sociales

Ya sea para entender grandes problemas de la nación –como la corrupción– o para...

Las personas con COVID-19 grave tienen deficiencias de vitaminas del complejo B –en especial B1, B6, B12– y deficiencias altas de vitamina D. Imagen: pantallazo doctor Madriñán.

Salud

mayo 10 de 2021

La mala alimentación nos hace más susceptibles al COVID-19

“Esta enfermedad se lleva a la persona que no tiene un buen sistema de defensa,...