Escudo de la República de Colombia Escudo de la República de Colombia
/Estudiantes de la UNAL Sede Amazonia, de vuelta a la presencialidad
Educación

Estudiantes de la UNAL Sede Amazonia, de vuelta a la presencialidad

    Después de más de un año de cierre a causa de la pandemia, los estudiantes de la Universidad Nacional de Colombia (UNAL) Sede Amazonia retornaron esta semana a sus clases presenciales dando así inicio al segundo semestre de 2021, con todos los protocolos de seguridad y un aforo del 75 %.

    La Sede cuenta con una proyección de matrícula de 170 a 190 alumnos de primer semestre y antiguos, en la modalidad de pregrado. En posgrado se cuenta con un promedio de 25 a 30 estudiantes antiguos, dado que para el 2021-II no se realizó convocatoria.

    Para el proceso de retorno a clases la Sede optó por incluir el método de alternancia para que las aulas vuelvan a estar habilitadas para los estudiantes.

    “Lo primero que se debe tener claro es que iniciaremos clases en modalidad híbrida, lo que significa que algunos profesores emitirán sus clases desde la Sede Amazonia o desde otra ciudad para estudiantes que pueden tomar la clase presencialmente en las instalaciones de la Sede, en Leticia, o en otros municipios de la Amazonia”.

    Así lo explica el profesor Germán Ignacio Ochoa director de la Sede, quien agrega que “en la Sede Amazonia tenemos una importante experiencia en clases por telepresencia, que será puesta en práctica con esta nueva modalidad de clases, la cual se constituye en un reto y en la oportunidad de crecer pedagógicamente, favoreciendo la democratización del conocimiento entre la sociedad amazónica”.

    Ante esta nueva modalidad propuesta, las metodologías dentro del aula también son tomadas en cuenta tanto para el estudiante como para el docente que hace presencia en el espacio académico.

    Aula invertida

     “A nivel pedagógico se trabaja una propuesta también híbrida llamada “el aula invertida”, que es una puesta en escena donde los estudiantes son más activos y tienen una participación mayor, otorgándoles un espacio para iniciar las clases con preguntas y comentarios sobre lecturas previas que se les han entregado, dinámica que se ejecutará mediante el aplicativo Google Meet”, explica la docente Ana Manjarres, de la UNAL Sede Amazonia.

    Iniciar las clases presenciales también implica tener en cuenta otros retos para la Institución manteniendo la alta calidad de los programas académicos que se ofrecen.

    Al respecto, el director Ochoa detalla que tales desafíos se relacionan, por ejemplo, con aprovechar adecuadamente las oportunidades de nuevas pedagogías y nuevos programas académicos más flexibles.

    El directivo destaca que muchos estudiantes de pre y posgrado están ubicados en diferentes sitios geográficos, pues por el impacto económico de la pandemia en las familias de la región, y las deficiencias de los servicios de salud del Amazonas dificultan y desmotivan la presencia de ellos en Leticia. “El reto es mantener la calidad de la educación en ese contexto y con las deficientes condiciones de conectividad del Departamento del Amazonas”, subraya.

    En la UNAL Sede Amazonia, el director ve la pandemia como “una oportunidad para demostrar que podemos cumplir las funciones misionales de manera diferente, que podemos ampliar nuestra cobertura con profesores y estudiantes ubicados en los diferentes departamentos de la Amazonia”.