Escudo de la República de Colombia

Política & Sociedad

Lugares de memoria han nacido en medio del conflicto

A diferencia de países como Argentina y Chile, en donde estos espacios surgieron como una forma de exigir justicia después de las dictaduras, en Colombia estos se han desarrollado como una forma de reconciliar el tejido social que todavía se ve fragmentado por los hechos violentos.

Bogotá D. C., 27 de septiembre de 2019Agencia de Noticias UN-

Mural pintado en la Casa de la Memoria de Tumaco y la Costa Pacífica Nariñense que cuenta cómo era Tumaco antes del conflicto. Foto: Alejandra Castro.

Detalle de uno de los muros del Centro de Memoria, Paz y Reconciliación de Bogotá. Foto: Alejandra Castro.

En Tumaco, la Casa de la Memoria realiza su trabajo en medio de las presiones de un conflicto que ha mutado, pero no desaparece. Foto: Alejandra Castro.

En Bogotá, la creación de memoria también responde a influencias políticas que cambian con el gobierno local en curso. Foto: archivo Unimedios.

Los miembros de la Iglesia católica en Tumaco se han convertido en actores fundamentales de la construcción de memoria. Foto: archivo Unimedios.

A esta conclusión llegó Alejandra Castro Hernández, magíster en Geografía de la Universidad Nacional de Colombia (UNAL), quien adelantó una investigación, dirigida por el profesor Edmon Castell, en la que analizó comparativamente los procesos de construcción de lugares de memoria que se han dado en Tumaco y en Bogotá entre 1991 y 2016.

Este marco temporal parte del reconocimiento que hace la Constitución Política de 1991, de un país multiculturalidad, en el que es obligación del Estado mantener la paz y promoverla en todo el territorio nacional, y culmina con la firma de los acuerdos entre el Gobierno y las FARC, en 2016.

Para la investigadora, un lugar de memoria puede entenderse como un punto en el espacio que se ubica en un mapa y que además está lleno de intencionalidades, arraigos y emocionalidades, en las que intervienen muchos actores políticos y sociales que adecúan ese espacio físico para transmitir un mensaje.

“Cuando hablamos de lugares de memoria lo hacemos desde muchas redes de colaboración que emergieron en contraposición a hechos de violencia terribles y su propósito es que estas situaciones no se repitan, al crear conciencia en las personas que lo visitan, es sensibilizar y denunciar unas condiciones que han permitido que se ejerza esa violencia”, explica la investigadora.

El estudio partió de describir, en primer lugar, los procesos de construcción de lugares de memoria que se dieron en el siglo XX en Europa –especialmente en Alemania, después de la Segunda Guerra Mundial– y en América Latina –en Argentina y Chile, después de las dictaduras– que influenciaron las experiencias colombianas, proceso en el que se empleó el estado del arte como herramienta metodológica.

“El tema de los lugares de memoria en Colombia es relativamente reciente bajo ese rótulo, aunque desde hace mucho tiempo las organizaciones sociales, de víctimas particularmente, ya estaban adelantando este trabajo en diferentes lugares del país sin usar estas palabras para describir lo que hacían”, comenta la magíster.

Dos escenarios de la memoria

En un segundo momento del estudio se abordaron los casos de estudio de la Casa de la Memoria de Tumaco y la Costa Pacífica Nariñense (CMTCPN), en Tumaco (Nariño), y el Centro de Memoria, Paz y Reconciliación (CMPR) en Bogotá, por medio de un trabajo de campo en el que se realizaron entrevistas a personal vinculado con la gestión de ambos lugares.

Para este proceso, en Tumaco se contó con el apoyo de José Luis Foncillas, Paola Gómez, Lina Peña y Zully Johana Olaya, miembros del equipo de la CMTCPN.

Con la información recolectada se realizó un análisis bajo tres criterios: los contextos políticos que les dieron origen, la puesta de escena que se presenta en estos espacios y el texto o narrativa que los actores involucrados en ellos intentan construir alrededor de la memoria.

Dicho análisis evidenció, para el caso de la CMTCPN, cómo la Iglesia católica y la comunidad han asumido la responsabilidad de este lugar a causa de la debilidad y desconfianza que se tiene en la institucionalidad, por haber facilitado la presencia de las FARC, la incursión del paramilitarismo, la corrupción, los monocultivos y el narcotráfico.

En contraste, para el caso de Bogotá, esta responsabilidad la ha asumido la Secretaría de Gobierno, aunque respaldada por organizaciones que han trabajado por la construcción de paz y la defensa de los derechos humanos, y por dirigentes con afinidad política.

Aunque son parte de un mismo país, en estos dos lugares de memoria también se identificó una construcción diferente del relato. La permanencia de actores armados en el caso de Tumaco ha sido determinante para decidir qué contar y qué no dentro de la Casa, mientras que en Bogotá hay mayor libertad para elaborar discursos sin poner en riesgo la integridad de quienes trabajan en el CMPR o de revictimizar a sus colaboradores.

Esas particularidades permitieron establecer cómo este proceso de construcción de memoria se ha dado de una manera diferente en Colombia en comparación con otros países de Latinoamérica. Aquí los lugares de memoria surgieron en medio del conflicto, lo que ha generado prácticas diferenciadas en el territorio nacional según la condición social y económica de donde se emplazan estos espacios.

(Por: fin/ALP/MLA/LOF
)
N.° 736

Otras noticias

La minería a cielo abierto afecta la diversidad de los bosques. Foto: Archivo Unimedios

Medioambiente

enero 27 de 2020

Minería a cielo abierto causa impacto irreversible en los bosques

Las alteraciones que ha sufrido el bosque pluvial (húmedo) del Chocó por causa...

A partir del bagazo, un residuo de la caña de azúcar, se podrían obtener biocombustibles como el butanol. Foto: archivo Unimedios.

Ciencia & Tecnología

enero 27 de 2020

Bagazo de caña de azúcar produciría biocombustibles avanzados

Uno de ellos es el butanol, un alcohol ampliamente utilizado en industrias como...

El yogurth de yuca para cerdos fue inicialmente introducido en Cuba. Foto: Archivo Unimedios

Desarrollo Rural

enero 24 de 2020

Yogur de yuca para cerdos, una dieta productiva

Por cerca de un mes, alrededor de 75 cerdos recibieron como alimento un yogur...

Áreas como matemáticas, sociales, lenguaje e inglés se integraron al modelo educativo ambiental. Foto: María Mónica Holguín.

Medioambiente

enero 24 de 2020

Sistema de gestión comunitario forma líderes ambientales

El diseño de este sistema, liderado por los estudiantes de básica secundaria y...

En la cáscara de mandarina arrayana se encontró gran potencial antioxidante. Foto: archivo Unimedios.

Desarrollo Rural

enero 23 de 2020

Cáscara de mandarina arrayana, fuente de aceites antioxidantes

En este residuo de la fruta se identificaron extractos con actividad...

Los docentes del Iepri analizaron, desde diversos puntos, qué ha sucedido con el Paro Nacional. Fotos:  Unimedios.

Política & Sociedad

enero 23 de 2020

Paro nacional refleja brechas entre los partidos políticos

Los partidos políticos se han quedado sin argumentos frente a las...

Los soportes de colágeno se pueden utilizar en el tratamiento de quemaduras y favorecen la regeneración de la piel. Foto: archivo Unimedios.

Salud

enero 23 de 2020

Soporte de colágeno con caléndula para la piel recibe patente de la SIC

Estos soportes de colágeno I, que incluyen extractos como los de la flor de...

La aplicación de estos modelos numéricos serviría para obras de alta complejidad, como represas o túneles. Foto: archivo Unimedios.

Ciencia & Tecnología

enero 22 de 2020

Estabilidad de laderas se puede medir antes de construir grandes obras

Mediante modelos numéricos se establecen las condiciones de estabilidad de un...

Este cernícalo (<em>Falco sparverius</em>) se recupera en la Urras de la Facultad de Medicina Veterinaria y de Zootecnia de la UNAL.  Fotos: Brandon Pinto - Agencia de Noticias UN.

Medioambiente

enero 22 de 2020

Cernícalo recuperado por la URRAS será liberado

Un cernícalo, Falco sparverius, de la familia de los halcones, que fue remitido...

El Ministerio de Agricultura reportó 85.006 hectáreas de cítricos sembradas en el país en 2019.

Desarrollo Rural

enero 21 de 2020

Cultivos de naranja en fincas agrodiversas resistirían más al cambio climático

Con base en el aumento de la biodiversidad en los sistemas agrícolas de...