Escudo de la República de Colombia

Medioambiente

La agroecología, alternativa para mitigar las heladas en el país

Con sistemas de riego abundante y la siembra de especies nativas con follajes densos o gruesos, se podría facilitar la conservación de cultivos y minimizar las pérdidas de los campesinos durante esta temporada de heladas. Esta ciencia, que estudia los sistemas agrarios sostenibles, le aporta a la agricultura todo el saber ancestral práctico de los antepasados, además de los avances de la ciencia que explican por qué esas prácticas son adecuadas.

Bogotá D. C., 09 de enero de 2020Agencia de Noticias UN-

El Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam) advirtió que más de 200 municipios están en riesgo por este fenómeno. Fotos: archivo Unimedios.

Uno de los efectos de las heladas se refleja en el aumento de precios de los alimentos y baja calidad de los productos.

Los departamentos que más se han visto afectados con las heladas han sido Boyacá, Cundinamarca y Santander, y parte de Nariño y Antioquia.

Temperaturas de hasta -7 ºC se han reportado en zonas de páramo, ocasionando la pérdida de los cultivos.

Con los sistemas de riego los agricultores podrían minimizar el impacto, debido a que a medida que el agua se congela, libera calor para la planta.

Con la llegada de las heladas se presenta otro problema que es el riesgo de incendios forestales, dadas las altas temperaturas y los fuertes vientos.

A comienzo de año, en varias regiones del país se presentan altas temperaturas: durante el día las nubes son escasas por las corrientes de aire que las desplazan y generan un incremento de la radiación emitida por el Sol hacia el suelo, mientras que en las noches toda esa radiación que ingresó durante el día sale hacia la atmósfera y genera el enfriamiento del suelo, lo cual hace que en las madrugadas se presenten las heladas.

Este fenómeno meteorológico provoca un descenso en la temperatura ambiente a niveles inferiores al punto de congelación del agua, ocasionando la formación de capas de hielo en la superficie, y puede producir un daño serio a los cultivos, si no se previenen.

Frente a esta problemática que aqueja a los campesinos en varias regiones frías del país, la profesora emérita Marina Sánchez de Prager, de la Universidad Nacional de Colombia (UNAL) Sede Palmira, considera que “los avances más recientes de la ciencia rescatan la mayoría, si no todas las prácticas que nuestros antepasados efectuaron en el campo”.

Las heladas más frecuentes son las blancas, que, debido a la alta humedad, hacen que cuando la temperatura desciende, el agua se condense y genere ese manto blanco que se observa al amanecer; y las negras, que ocurren cuando hay bajo nivel de humedad y la temperatura desciende por debajo del punto crítico pero hay condensación del agua, que es la que ocasiona mayores daños a los cultivos.

En su libro Aportes de la biología del suelo a la agroecología, la docente destacó que “muchos de estos conocimientos de las comunidades campesinas, indígenas y afrodescendientes son reconocidos y valorados por la agroecología y los incorpora a las prácticas a efectuar en sistemas agroecológicos dentro de los principios de sostenibilidad”.

La agroecología tiene como finalidades tanto la conservación de bienes naturales (agua, suelo, atmósfera, territorio, diversidad de recursos genéticos) como que la biodiversidad asegure soberanía, seguridad y autonomía alimentaria, bajos costos energéticos e independencia de la petroquímica, para lo cual se plantea como opción el uso eficiente del Sol, que es la mayor fuente de energía que tenemos.

También se tienen presentes aspectos como el ciclaje, que permita el uso eficiente de los bienes naturales, y aspectos a resaltar como la inclusión social y de género, la justicia social y ambiental, una economía de mercado que permita que las personas accedan a alimentos limpios a precios justos y el diseño de agroecosistemas en los cuales se maximicen rendimientos, dentro de criterios de conservación y uso eficiente de recursos naturales, sin agotarlos ni contaminarlos.

“Para la agroecología, el diseño de sistemas productivos agroecológicos se debe pensar y establecer según las condiciones ambientales, los riesgos y amenazas presentes en las regiones y territorios, debido a que los procesos de producción agraria impactan a la humanidad en su conjunto”, comenta la profesora Sánchez de Prager.

Ese conjunto está compuesto por sistemas biológicos como agua, suelo, ambiente, plantas, animales, microorganismos, ecosistemas y atmósfera, además de sistemas sociales como la organización humana en el territorio y en las regiones, entre otros, la cual está conformada por lo rural y lo urbano.

“Esto, además de lograr la soberanía, seguridad y autonomía alimentaria, también contempla el componente ambiental ante la crisis que se ha gestado por décadas, los sistemas productivos agrarios alcanzan connotaciones insospechadas unidos a problemáticas actuales, pero también a estrategias alternativas de solución” comentó la docente.

Recomendaciones para la temporada

Señaló además que después de revisar varios casos presentados en la región, la opción más viable para reducir el impacto de las heladas, por facilidad y costos, es el riego.

“Una práctica recomendada en todos los espacios es el uso de riego abundante por inundación, es decir, por gravedad. Se basa en el principio de que el agua empieza su congelación de arriba hacia abajo. La densidad del agua hace que el descenso de la temperatura tarde más tiempo en llegar el suelo”, agregó la docente.

Otra de las formas de aplicación del agua sería de riego por aspersión, sin embargo, como el mayor peligro de las heladas ocurren durante la madrugada, este método no se debe suspender sino conservar hasta dos horas después de que amanezca.

La docente también destacó una forma hallada por el profesor Jorge Vélez, de la Universidad de Nariño, quien estudió la aplicación de abonos orgánicos enriquecidos con melaza, “que les da más calor”, y la siembra –a manera de barreras– de especies nativas forestales con follaje denso, resistentes a las heladas y que favorece un microclima propicio para los cultivos.

Para concluir, la docente aseguró que Colombia está preparada para la agroecología en sus diferentes dimensiones, como práctica, ciencia y movimiento social.

Por eso advierte que “se requiere de voluntad y poder políticos para implementarla, de hecho, el manifiesto de La Habana en torno al proceso de paz en Colombia se podría considerar como una hoja de ruta agroecológica a implementar, en la cual se sientan las bases del buen vivir ciudadano, tanto rural como urbano. De cualquier modo es necesario inculcar la conciencia social y política y que nuestra formación intelectual esté ligada al servicio y desarrollo de nuestro país que nos permitan implementar alternativas de desarrollo sostenibles”.

(Por: fin/JSV/LMZ/LOF
)
N.° 71

Otras noticias

Programa de donaciones “Jardín de vida”.

Salud

julio 15 de 2020

HUN avanza en programa de donación de órganos

Al margen de la crisis sanitaria por causa del nuevo coronavirus, el Hospital...

El trabajo se proyecta en el municipio de Silvania (Cundinamarca). Fotos: Asocate Transforma.

Desarrollo Rural

julio 15 de 2020

Aceite de aguacate le daría valor agregado a cultivos en Silvania

Por medio de este producto, derivado del aguacate Hass, se plantean...

El roble negro es un gigante de los bosques andinos que migró probablemente del hemisferio norte. Foto: Álvaro Vásquez.

Medioambiente

julio 15 de 2020

Bosques andinos crecieron con grandes árboles que no eran del trópico

En la parte más alta de las montañas, los bosques andinos se estructuraron con...

El teletrabajo, a diferencia del trabajo en casa, es una forma de organización regulada. Fotos: archivo Unimedios.

Economía & Organizaciones

julio 15 de 2020

Ventajas y desventajas del trabajo virtual por la pandemia

Aunque la metodología de trabajo en casa y el teletrabajo han demostrado buenos...

Muchos de los cuidadores posponen sus proyectos personales por el trabajo que ejercen con sus familiares enfermos.

Salud

julio 15 de 2020

Cuidadores podrían tener ingresos por su labor

El proyecto de “ley del cuidador” busca reconocer la labor que cumplen las...

Los metales pesados de la escoria quedan atrapados en las cadenas de los geles que se forman cuando reacciona el cemento. Fotos: Yessica Dayana Díaz.

Ciencia & Tecnología

julio 15 de 2020

Escoria de cobre se utilizaría como material de construcción

Este residuo peligroso, que actualmente se deposita en celdas de seguridad, se...

Las obras a publicar contarán con el Sello Editorial de la UNAL. Fotos: David Sánchez Gómez -Editorial UN.

Educación

julio 14 de 2020

Editorial UN lanza convocatoria para apoyar publicaciones investigativas

Con una inversión de 350 millones de pesos, la Editorial Universidad Nacional...

El romero es una de las plantas aromáticas culinarias que más se utiliza en comida gourmet. Fotos: Nicolás Caro Valencia - UNAL Sede Manizales.

Desarrollo Rural

julio 14 de 2020

Pequeños productores de aromáticas saltarían al mercado nacional

Con un plan de gestión que incluye estrategias para asociar a pequeños...

La búsqueda de implantes biodegradables para regenerar tejido óseo perdido es una línea de investigación de gran interés en medicina. Fotos: archivo Unimedios.

Ciencia & Tecnología

julio 14 de 2020

Con espumas metálicas biodegradables regenerarían huesos

A partir de aleaciones de magnesio se desarrolla este material para generar una...

El cocodrilo del Orinoco fue sobreexplotado por la comercialización de su piel. Foto: Rafael Moreno.

Ciencia & Tecnología

julio 14 de 2020

Cocodrilos reintroducidos actúan como exploradores y patrulleros

Después de un seguimiento de dos años a los cuatro cocodrilos que se liberaron...