Escudo de la República de Colombia

Política & Sociedad

Una década para impulsar las ciencias oceánicas

Movilizar tanto a la comunidad científica como a los políticos y a la sociedad civil en torno a un ambicioso programa de innovación tecnológica es el principal reto de la iniciativa promovida por la Comisión Oceanográfica Intergubernamental de la Unesco.

Bogotá D. C., 30 de abril de 2018Agencia de Noticias UN-

Casi 3.000 millones de personas que dependen de la biodiversidad marina y costera para su subsistencia.

Profesor Antonio José Rengifo, director del Centro de Pensamiento Mares y Océanos, de la U.N.

Los océanos cubren más del 70 % de la superficie de la Tierra.

Investigadores colombianos adelantan estudios en la Antártica.

En el Caribe, Colombia tiene la reserva Seaflower.

Para el profesor Antonio José Rengifo, director del Centro de Pensamiento Mares y Océanos, de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.), el país tendrá la oportunidad de hacer que definitivamente se tome conciencia de la importancia de sus océanos en el desarrollo de la nación.

En un artículo de análisis publicado en la edición 217 de UN Periódico (abril 2018), el periódico institucional, el experto señala que en diciembre de 2017 la Organización de las Naciones Unidas (ONU) proclamó oficialmente el periodo 2021-2030 como el Decenio Internacional de las Ciencias Oceánicas para el desarrollo sostenible.

La declaración es el resultado de un trabajo paciente y eficaz liderado por la Comisión Oceanográfica Intergubernamental (COI) de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), dirigido a promover el desarrollo científico y la cooperación internacional en las ciencias del mar.

Perspectivas

Según el docente, en el ámbito internacional, el desarrollo de diez años de actividades y programas en ciencias del mar a partir de 2021 permitirá una mayor coordinación de programas de investigación y sistemas de observación, de desarrollo de capacidades científicas e institucionales, de planificación del espacio marítimo y de reducción de los riesgos marinos con el fin de mejorar la gestión de los recursos del océano y de las zonas costeras.

Así mismo destaca que el Decenio se ha fijado como objetivos: promover el uso sostenible de los recursos marinos; fomentar la economía del océano; adelantar una gestión sostenible de los ecosistemas costeros, y aumentar los conocimientos científicos tanto sobre los efectos en los océanos como sobre las presiones acumuladas, entre ellas el calentamiento global, la acidificación y la destrucción de los hábitats marinos.

Al respecto afirma: “es probable que en el transcurso de la década tomarán nuevas dinámicas las controversias que desde hace varios años han agitado las aguas de los océanos en la escena internacional, como la transferencia de tecnologías marinas a países en desarrollo, la gestión de bienes comunes, el patrimonio común de la humanidad y el acceso a los recursos genéticos marinos más allá de las áreas de jurisdicción nacional”.

El profesor menciona que el periodo proclamado por la Unesco culminará en 2030, año que algunos estudios de prospectiva han puesto como referente de las tendencias globales en la geopolítica, la principal de las cuales es la disminución de la influencia ejercida por Occidente durante más de cinco siglos de dominación, hacia la configuración de un mundo multipolar en el cual nuevos actores se constituyen en polos continentales, como China, Rusia, India, Brasil y Suráfrica, para los cuales no es mera coincidencia que por décadas los mares han sido prioridad estratégica y económica.

En ese sentido, indica, varios estudios de prospectiva coinciden en que aunque las amenazas de conflictos militares no han desaparecido (casos de Corea del Norte y Siria), la geopolítica se debe interesar por el estudio y la comprensión de nuevos desafíos, entre los cuales son muy importantes tanto los mares como el cambio climático, el agotamiento de recursos naturales, los conflictos económicos y de delimitación, el crimen transnacional y, de manera indirecta, los problemas de abastecimiento de agua.

En su opinión, “es difícil predecir si la proclamación del Decenio Internacional de las Ciencias Oceánicas quedará solo en retorica diplomática; lo cierto es que un aval de solidez científica e institucional lo constituye el hecho de que sean la Unesco y la COI las responsables de impulsar los programas para promover los objetivos principales de esta iniciativa. Otro factor determinante para augurarle un buen futuro a las actividades por desarrollar es que casi todos los Estados miembros de la ONU han apoyado la proclamación”.

Para el docente, el Decenio Internacional de las Ciencias Oceánicas y las evoluciones de la geopolítica mundial vistas a más de diez años son una oportunidad para Colombia de hacer que definitivamente se tome conciencia de la importancia de su océano y su mar para el futuro del desarrollo del país y para generar una reflexión seria y juiciosa sobre una participación bien fundamentada, necesaria para ganar espacios en los foros científicos en los que se discute el futuro de los espacios oceánicos.

Las ciencias del mar

El experto menciona que el Informe Mundial sobre las Ciencias Oceánicas (Unesco - COI, 2017), primer inventario de las ciencias del mar, estableció una cartografía mundial como primer instrumento puesto a disposición de los Estados y de otros actores como empresas, academias y universidades, para orientar sus decisiones y políticas.

“El inventario muestra que la especialización en ciencias oceánicas varía según las regiones del mundo: Norteamérica y Suramérica hacen énfasis en funciones y procesos del ecosistema marino; África lo hace en salud y bienestar humano; en Europa son prioritarios el océano y el clima; Japón y la Federación Rusa son líderes en corteza oceánica y riesgos geológicos; y la Antártica y el Ártico ocupan un lugar prioritario en la investigación científica marina”.

Sin embargo el profesor Rengifo indica que la investigación en ciencias del mar requiere tanto de personal numeroso como de equipos y material costoso y grande como buques, instalaciones oceánicas, robots y laboratorios situados en la costa. Según el Informe, las asignaciones para esta área varían entre 0,04 y 4 %; los países con mayores presupuestos son Estados Unidos, Australia, Alemania, Francia y Corea.

Y agrega que asimismo el Informe proporciona ejemplos de mecanismos para que los responsables de la formulación de políticas públicas influyan en el diseño de programas de investigación científica marina, y de la manera como, recíprocamente, la ciencia marina puede incidir en el desarrollo y la ejecución de asuntos estatales.

(Por: fin/AJR/dmh//LOF
)
N.° 510

Otras noticias

La Editorial UN publica cerca de 400 títulos cada año. Fotos: archivo Unimedios

Educación

septiembre 21 de 2018

La U.N. se luce en la Filuni de México

Una muestra conformada por 335 títulos, además de presentaciones artísticas y...

Directivas de la U.N. entregaron las distinciones a los funcionarios administrativos del nivel nacional y la Sede Bogotá. Fotos: Santiago Rodríguez- Unimedios

Educación

septiembre 21 de 2018

La U.N. reconoce a sus funcionarios sobresalientes

Empleados administrativos de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.) del...

Artes & Culturas

septiembre 21 de 2018

Gastronomía ancestral, a pedir de boca

Postres, dulces y especias, entre otros alimentos, tuvieron su espacio en la...

La gran sorpresa fue el concierto acústico de Doctor Krápula.

Educación

septiembre 21 de 2018

FOTOGALERÍA: Semana de conciertos, exposiciones y competencias deportivas

Actividades culturales, deportivas y académicas tuvieron lugar en el campus de...

Se espera que los productos obtenidos a través del proceso de manufactura sean más económicos que los convencionales.

Ciencia & Tecnología

septiembre 21 de 2018

Biopolímeros en 3-D para la industria farmacéutica

Dispositivos médicos y otros sistemas más complejos, como prótesis para...

Manuel Elkin Patarroyo donará a la OMS la vacuna que está perfeccionando, como lo hizo con la inicial.

Ciencia & Tecnología

septiembre 21 de 2018

“La ciencia debe ser asequible en todas partes del mundo”

Así lo advirtió el científico Manuel Elkin Patarroyo al inaugurar ayer la...

Los estudios realizados demuestran que hace 20.000 años la meseta de Fusagasugá era una laguna. Fotos: Santiago Rodríguez - Unimedios.

Desarrollo Rural

septiembre 21 de 2018

Suelo fértil de Fusagasugá en alto riesgo

La rica capa de nutrientes que presenta el terreno de esta zona de Cundinamarca...

La Expedición zarpará el 22 de septiembre con rumbo a la Isla Cayos de Albuquerque. Foto: archivo particular.

Política & Sociedad

septiembre 21 de 2018

Expedición Seaflower, rumbo a Cayos de Albuquerque

La expedición científica zarpará este sábado 22 de septiembre con el propósito...

La exposición de arquitectura se exhibe en el campus Palogrande.

Artes & Culturas

septiembre 21 de 2018

Arquitectos que dejaron huella llegan a la U.N. Sede Manizales

Una exposición fotográfica que se exhibe en el campus Palogrande de la...

Buena formación de racimos, sin necesidad de polinización asistida, en el híbrido obtenido entre palmas americanas Sinú y Coarí más la palma africana Lamé. Foto: Gabriel Chaves.

Ciencia & Tecnología

septiembre 21 de 2018

Material genético colombiano, clave para un aceite de palma más saludable

Un híbrido obtenido a partir de la palma E. oleífera (Sinú), proveniente de...