Escudo de la República de Colombia

Desarrollo Rural

Territorios campesinos exitosos en Nariño y Cauca

Municipios como Albán, San Bernardo, San Pedro de Cartago, Mercaderes, La Unión, San Lorenzo y San Pablo, entre otros que están ubicados en el límite del norte de Nariño y Cauca son ejemplo de la construcción de Territorios Campesinos Agroalimentarios (TCA).

Bogotá D. C., 12 de abril de 2018Agencia de Noticias UN-

Los campesinos del norte de Nariño y sur del Cauca han trabajado durante años los Territorios Campesinos Agroalimentarios en esta zona. Fotos: archivo particular

Toma artística por parte de la organización CIMA en San Lorenzo, Nariño.

La mayoría de los campesinos de la región son dueños de las pequeñas propiedades en las que cultivan.

El cultivo de café sostiene la producción agrícola de esta región, aunque también le apuntan al policultivo.

Una de sus fortalezas son las fincas agroambientales, donde les enseñan a los campesinos a utilizar abonos orgánicos.

Estas zonas del norte de Nariño y sur del Cauca viven un caso exitoso de producción agrícola diversificada de cultivos que no solo les permite el autoconsumo, sino la participación en mercados locales y regionales. 

Así lo señala Nicolás Cely Muñoz, magíster en Estudios Políticos del Instituto de Estudios Políticos y Relaciones Internacionales de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.), quien estudió una territorialidad campesina en esta región, con el propósito de determinar los factores que incidieron en su éxito frente a otros proyectos del país que aún no han arrancado o que se disiparon por el camino. 

Los TCA son una figura de ordenamiento territorial administrada por las comunidades campesinas e impulsada por el Coordinador Nacional Agrario (CNA), una de las organizaciones campesinas más grandes del país, con casi 20 años de trayectoria. 

“Para ellos es muy importante la autonomía territorial y en algunas ocasiones utilizan la expresión de autogobierno o gobierno desde abajo. En ese sentido, me interesó saber cómo había sido el proceso político y qué dio origen a la Junta de Gobierno Campesino (JGC)”, explica el investigador. 

Uno de los factores que permitió construir los TCA en el norte de Nariño se dio gracias al impulso del Comité de Integración del Macizo Colombiano (CIMA), proceso social de construcción territorial que nació a partir del abandono a las comunidades rurales del macizo por parte del Estado. 

Otro elemento que influyó es que la mayoría de los campesinos de la región son dueños de pequeñas propiedades y su lucha no está enfocada en acceder a la tierra o formalizarla, sino en decidir sobre ella. 

Así mismo la composición social homogénea de la región, que es mayoritariamente campesina mestiza, es importante porque no existe presión sobre la tierra de parte de grupos étnicos, como sí ocurre en otras partes del Cauca, donde hay conflictos interétnicos. 

Burbuja de paz 

Además, señala que el norte de Nariño es una especie de burbuja dentro del departamento, donde existen, en menor medida, problemas relacionados con las dinámicas del conflicto armado como la siembra de cultivos ilícitos y la presencia de grupos armados, ya que se han concentrado sobre el litoral Pacífico. Esa dinámica ha permitido que sea una zona viable para construir proyectos agroalimentarios. 

Frente a los Programas de Desarrollo con Enfoque Territorial (PDET), que tiene como objetivo la transformación del sector rural, los pobladores de esa zona –a donde no llegó este programa– son conscientes de que algunas regiones necesitan con más urgencia la asistencia del Estado. 

Afirma que aunque lo que sostiene la producción agrícola de esta región es el cultivo de café, para la organización campesina es importante no caer en el monocultivo, ya que implicaría un problema para la soberanía alimentaria. 

“Para la organización ha sido muy importante que las familias campesinas siembren y produzcan un cultivo que se pueda comercializar, por eso se debe apuntar al policultivo, que no solo les permite el autoconsumo sino también la participación en los mercados locales y regionales”, explica el investigador Cely. 

Sobre los productos existe una especie de vocación porque se produzca a través de procesos agroecológicos que tengan la menor interferencia de agroquímicos que incrementen la productividad. 

Para ello cuentan con las fincas agroambientales, que sirven para que los campesinos aprendan a trabajar con abonos orgánicos y no tener que recurrir a fertilizantes. Por medio de estas fincas ellos difunden el conocimiento a los campesinos. 

Los procesos adelantados en el norte de Nariño y el sur del Cauca son ejemplo para otras regiones que adelantan procesos parecidos pero que deben contar con el apoyo y la articulación de las autoridades e instituciones locales y del Estado en pro del territorio campesino.

(Por: fin/DGH/LOF
)
N.° 415

Otras noticias

Las olimpiadas del conocimiento se llevaron a cabo en el campus La Nubia de la U.N.

Educación

abril 23 de 2018

Estudiante de la U.N., finalista en Olimpiadas de Conocimiento

Diego Alejandro Londoño Patiño, estudiante de Matemáticas de la Universidad...

En Colombia no se cuenta con seguros para proteger a los cultivadores frente a los efectos de desastres naturales.

Desarrollo Rural

abril 23 de 2018

Sector agropecuario, víctima y causante de desastres naturales

Aunque la agricultura y la ganadería son víctimas de fenómenos ambientales como...

Aún permanecen 500 hombres de la fuerza pública sin recuperar su libertad.

Política & Sociedad

abril 23 de 2018

2.100 militares han recobrado su libertad por medio de la JEP

Estos soldados, quienes estaban privados de la libertad por diferentes delitos...

Cultivador de yuca en el municipio de Carmen de Bolívar (Foto: Pérez, 2016).

Desarrollo Rural

abril 23 de 2018

Bacteriosis vascular en yuca aumenta por canje de estacas

Los agricultores de la costa Caribe realizan frecuentemente intercambio de...

Un jaguar, una rana dorada, una iguana verde, un oso de anteojos y un armadillo gigante son los personajes. Fotos: Pedro Steven Cruz.

Medioambiente

abril 23 de 2018

Bioguerreros promueven protección de especies

Un jaguar se propone luchar contra la deforestación que se cierne sobre su...

El edificio que hoy acoge al Museo de la Policía Nacional es obra del arquitecto Alberto Manrique Martín.

Ciudad & Territorio

abril 23 de 2018

Patrimonio arquitectónico de Bogotá sale del olvido

Construcciones como la sede de la Policía Nacional, el desaparecido Hotel...

Los pares académicos se reunieron con estudiantes para conocer detalles del programa.

Educación

abril 23 de 2018

Ingeniería Eléctrica avanza hacia acreditación de alta calidad

Los evaluadores del Consejo Nacional de Acreditación (CNA) resaltaron la...

Artes & Culturas

abril 23 de 2018

“Tratado de Alas”, una construcción poética al ritmo de la música

El Museo de Arte de la Universidad Nacional de Colombia presenta “Tratado de...

El río Tulúa nace en el Parque Nacional Natural Las Hermosas –a 4.000 msnm– y a lo largo de su recorrido de 68 kilómetros surte a cerca de 184 mil personas.

Medioambiente

abril 23 de 2018

Escasez de agua amenaza comunidades aledañas al río Tuluá

Pese a la importancia del río Tuluá en el abastecimiento de agua para 184 mil...

Educación

abril 21 de 2018

Cerrando broches

Indudablemente, el cierre de una gestión debe hacerse con toda responsabilidad....