Escudo de la República de Colombia

Ciudad & Territorio

Patrimonio arquitectónico de Bogotá sale del olvido

Construcciones como la sede de la Policía Nacional, el desaparecido Hotel Granada, el Edificio Cubillos –considerado el primer rascacielos de Bogotá gracias a sus ocho pisos–, el Teatro San Jorge o el remate final del Capitolio Nacional, recobran su protagonismo.

Bogotá D. C., 23 de abril de 2018Agencia de Noticias UN-

El edificio que hoy acoge al Museo de la Policía Nacional es obra del arquitecto Alberto Manrique Martín.

Los arquitectos de finales del siglo XIX y la primera mitad del siglo XX solían combinar actividades como constructores y servidores públicos.

El Grupo de investigación sobre temas de arte y arquitectura en Latinoamérica de la U.N. es coeditor de la obra.

El papel de Alberto Manrique Martín resultó fundamental en la creación de la Sociedad Colombiana de Arquitectos.

La portada del libro es una acuarela de Alberto Manrique Martín.

La consulta del archivo de Alberto Manrique Martín fue fundamental para la edición del libro.

Estas son algunas de las edificaciones más representativas del destacado ingeniero bogotano Alberto Manrique Martín (1891-1968), cuyo legado se fue perdiendo por cuenta del impulso modernizante y de renovación absoluta que tuvo Bogotá a partir de 1950. 

Con la publicación del libro que lleva su nombre comienza una tarea que procura rescatar el legado de arquitectos emblemáticos que había quedado en el olvido. 

El coautor Leopoldo Prieto, estudiante del Doctorado en Arte y Arquitectura de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.), destaca que “construir tres edificios durante un mismo periodo (1930-1940) sobre la Avenida Jiménez –que para entonces era la vía más importante de la capital y con el metro cuadrado más caro– da buena cuenta de la relevancia de la obra de Manrique”. 

A pesar de estos hechos tan significativos, durante el periodo siguiente se consideró –de manera equivocada– que este estilo era un paso previo, o de simple transición, a lo que se consideraba como “una buena arquitectura”, lo que dejó de lado a arquitectos que hoy se conocen justamente como “de transición”. 

“La presencia de la arquitecta y crítica Silvia Arango en este libro resulta muy importante, en la medida en que existe una postura autocrítica que implica una revisión, en la que se reconoce que esta arquitectura va más allá de una simple transición”, destaca el profesor Luis Carlos Colón, otro de los autores de esta edición. 

De hecho, aunque todavía se discuten los aportes de la obra de Manrique Martín a la arquitectura, no cabe duda de que su valor histórico es trascendental y muy representativo de diversos estilos y periodos, desde el clásico y neoclásico, hasta un tipo de arquitectura moderna y geometrizante que guarda algunas similitudes con el Art Déco. 

Arquitecto, empresario y profesor 

Alrededor de los años treinta los arquitectos estudiaban primero cuatro años de ingeniería civil para luego cursar otros dos, como especialización, de tal manera que podían ser considerados miembros de una élite de intelectuales con poder de decisión. 

Aunque Manrique Martín es más ingeniero que arquitecto, jugó un papel destacado en la creación de la Sociedad Colombiana de Arquitectos. La profesión ya había sido reconocida como tal hacía más de un lustro en otros países de Latinoamérica. 

También llama la atención que, al igual que muchos otros colegas de su tiempo, supiera combinar su papel de arquitecto, empresario y profesor, de tal manera que a pesar de ser una persona muy conservadora trabajaba para millonarios judíos como Leo Kopp y participaba en proyectos de vivienda para la clase media, por eso hay vestigios de su obra por toda la ciudad. 

Aunque a partir de la década de los años cuarenta Bogotá comienza a crecer de forma muy azarosa haciendo evidentes las dificultades típicas respecto a las desigualdades en el acceso a los servicios y el transporte, Manrique Martín busca contribuir a mejorar este principio de caos en su calidad de ingeniero topógrafo, además de socio de algunos urbanizadores, cuyo papel será determinante en el trazado de barrios obreros. 

El profesor Colón también reconoce la importancia que jugó el ingeniero en el embellecimiento del espacio público, a partir de la siembra sistemática de árboles y la disposición de nuevos monumentos. 

De autoría de Leopoldo Prieto, Silvia Arango, Jorge Ramírez, Luis Carlos Colón, Lena imperio, Hugo Delgadillo y Fernando Carraco, el libro Alberto Manrique Martín es producto de una coedición entre la Sociedad Colombiana de Arquitectos, el Instituto Distrital de Patrimonio Cultural y el Grupo de investigación sobre temas de arte y arquitectura en Latinoamérica de la U.N. (Gistal). 

La obra puede ser adquirida en el estand de la Editorial de la U.N. ubicado en el Pabellón 3, nivel 2 de la Feria Internacional del Libro de Bogotá, Filbo 2018.

(Por: Fin/JCMG/MLA/LOF
)
N.° 470

Otras noticias

Algunos economistas manifiestan que no se debe obviar la copandemia asociada al nuevo coronavirus, ligada a la pobreza. Foto: Brandon Pinto.

Salud

julio 07 de 2020

Salud y economía, entre la cuarentena y la reapertura

El aumento de la ocupación de camas en las UCI del Distrito Capital sugeriría...

La UNAL subió seis puestos en la medición general del ranking THE, en comparación con 2019.

Educación

julio 07 de 2020

Ranking THE clasifica a la UNAL entre las mejores de América Latina

La Universidad Nacional de Colombia (UNAL) subió seis puestos en su posición en...

En el Valle del Cauca casi el 90 % del cultivo de ají tiene como fin la exportación. Foto: Helmuth Ceballos - Unimedios Palmira.

Desarrollo Rural

julio 07 de 2020

Identifican pulgones que “pican” al ají en el Valle

Dos especies de áfidos o pulgones afectan a estos cultivos en el departamento,...

Los profesores vinculados a partir de 2002 deberán aprobar un curso de formación para ascender en el escalafón docente. Fotos: Grupo de Educación Social y Ámbitos Académicos- UNAL Sede Palmira.

Educación

julio 07 de 2020

Investigadores forman docentes con enfoque social

El proceso formativo de la juventud y la niñez colombiana no se está afectando...

Ciencia & Tecnología

julio 07 de 2020

Dispositivos para atención de COVID-19, otro logro de la UNAL Sede Medellín

Desde antes de empezar la cuarentena, profesores y estudiantes de la...

Localización geográfica de la cuenca hidrográfica del río Bogotá. Foto: Néstor Cruz.

Ciudad & Territorio

julio 07 de 2020

Río Bogotá debe ser el eje de la metrópolis capitalina

A partir de una directriz del Gobierno nacional, en el marco de una adecuada...

La prueba de concepto de la tecnología blockchain desarrollada por la UNAL permite identificar su valor para aumentar la transparencia y la rendición de cuentas en la contratación pública.

Ciencia & Tecnología

julio 06 de 2020

UNAL le entrega a la Procuraduría herramienta blockchain contra la corrupción

La prueba de concepto de la tecnología blockchain desarrollada por ingenieros...

El ecodiseño ayuda a recuperar productos como estrategia dentro de una economía circular. Fotos: Valentina Ramírez - UNAL Sede Manizales.

Medioambiente

julio 06 de 2020

Ecodiseño recupera productos desechados y ayuda al planeta

Después de ser desechado, el producto elegido inicia un proceso de recuperación...

La técnica plasma de convalecencia consiste en obtener plasma de un paciente que se ha recuperado, por medio de plasmaféresis.

Salud

julio 06 de 2020

Plasma de convalecencia, posible arma contra el COVID-19

El estudio clínico de seguridad y efectividad podría darle vía libre a esta...

El prototipo del modelo u-learning se validó en cursos reales de dos universidades. Imagen: Gustavo Moreno.

Ciencia & Tecnología

julio 06 de 2020

U-learning, el modelo de aprendizaje del futuro

Tomar una clase en el momento y lugar que se desee, en cualquier dispositivo...