Escudo de la República de Colombia

Medioambiente

Páramo de Guerrero ganaría con pagos por servicios ambientales

Conservar el 40 % de este ecosistema –hoy cultivado– bajo el esquema de pagos por servicios ambientales (PSA) generaría los mismos beneficios sociales que se obtendrían si todo el páramo estuviera dedicado a la agricultura.

Bogotá D. C., 15 de mayo de 2019Agencia de Noticias UN-

Los pagos por servicios ambientales incentivan a los usuarios del suelo a protegerlos para beneficiar a la sociedad. Fotos: archivo particular

El 54,6 % de las 43.229 hectáreas del páramo de Guerrero tiene una cobertura de vegetación de bosques, selvas y pastizales.

Para el páramo de Guerrero se determinó que el monto a pagar está basado en el costo de oportunidad para producción de leche.

Se estimó que el beneficio promedio por año para la producción de papa es de un poco más de 3 millones de pesos por hectárea.

Existen casi 19.000 hectáreas con fines agropecuarios, las cuales representan el 43,9 % del territorio estudiado.

Jorge Alejandro Quijano, magíster en Economía de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.), comentó que la eficiencia social de la posible implementación de los PSA en este páramo de Cundinamarca sería efectiva teniendo en cuenta el valor de la conservación por hectárea y la salud ecosistémica.

Los PSA son instrumentos económicos diseñados para darles incentivos a los usuarios del suelo, de manera que lo conserven ofreciendo un servicio ambiental que beneficie a la sociedad.

“El 54,6 % de las 43.229 hectáreas del páramo de Guerrero tiene una cobertura de vegetación remanente (bosques, selvas y pastizales), lo que le da una buena calificación de salud ecosistémica”, señaló el magíster.

Así mismo se estimó que existen casi 19.000 hectáreas con fines agropecuarios, las cuales representan el 43,9 % del territorio estudiado, cuyos dos principales usos productivos son el pecuario (61,4 %) y el cultivo de papa (24,9 %).

En relación con el costo de oportunidad del uso del suelo, se estimó que el beneficio promedio por año para la producción de papa es de un poco más de 3 millones de pesos por hectárea.

Para el sector pecuario los beneficios netos son de casi 1 millón de pesos para la producción de carne y de 850.000 pesos para la producción de leche, por hectárea/año en ambos casos, siendo este último valor el que determina el monto a pagar en el PSA.

También se identificó que la disponibilidad a pagar por la conservación del ecosistema a la población aledaña al páramo es de un poco más de 9 millones de pesos por hectárea.

El ejercicio se desarrolló utilizando fuentes secundarias oficiales para calcular el costo de oportunidad del uso del suelo. Se obtuvo información que reflejaba el conflicto de dicho uso a un bajo costo monetario y de tiempo.

Aunque en el país se ha avanzado en la conservación de los ecosistemas y el interés político por la protección del medioambiente, dando cada vez mayor reconocimiento a diferentes servicios ecosistémicos y a la coordinación de diferentes actores, las discusiones en torno a estos asuntos no permiten que este proceso sea del todo exitoso.

Impacto distributivo

“Después de evaluar la eficiencia de los PSA, mi duda se concentra en el impacto distributivo que tiene el programa, dado que en Colombia existe una gran disparidad de concentración de tierra que puede llevar a que un reconocimiento económico a los propietarios de tierras con alto valor ambiental, como el PSA, se convierta en un subsidio de distribución del ingreso”, señala el investigador.

Por lo tanto, considera que la correcta selección de propietarios o poseedores juega un papel fundamental al tener en cuenta sus características socioeconómicas, como el nivel de vulnerabilidad y de extensión del predio.

Además la posibilidad de un pago en especie, en el que se contemplan mejores prácticas productivas y desarrollos alternos, puede mejorar las condiciones iniciales de la población implicada y garantizar un proceso de largo plazo.

En ese mismo análisis, una segunda discusión gira en torno al valor del monto a pagar en los PSA, “dado que el incentivo está determinado por el menor costo de oportunidad del uso del suelo en la zona y dicho valor se les reconoce a todos por igual, pues el valor del PSA no genera incentivos a los propietarios que tengan su suelo destinado a actividades más productivas”.

Trayendo ese análisis al caso de estudio, el investigador afirma que aunque para el páramo de Guerrero se determinó que el monto a pagar está dado con base en el costo de oportunidad para la producción de leche, “existen otras actividades importantes por extensión y valor comercial como la producción de carne y papa”.

(Por: Fin/DGH/MLA/LOF
)
N.° 248

Otras noticias

Áreas como matemáticas, sociales, lenguaje e inglés se integraron al modelo educativo ambiental. Foto: María Mónica Holguín.

Medioambiente

enero 24 de 2020

Modelo educativo virtual forma líderes ambientales

Por medio de un modelo virtual, los estudiantes de secundaria de la Institución...

En la cáscara de mandarina arrayana se encontró gran potencial antioxidante. Foto: archivo Unimedios.

Desarrollo Rural

enero 23 de 2020

Cáscara de mandarina arrayana, fuente de aceites antioxidantes

En este residuo de la fruta se identificaron extractos con actividad...

Los docentes del Iepri analizaron, desde diversos puntos, qué ha sucedido con el Paro Nacional. Fotos:  Unimedios.

Política & Sociedad

enero 23 de 2020

Paro nacional refleja brechas entre los partidos políticos

Los partidos políticos se han quedado sin argumentos frente a las...

Los soportes de colágeno se pueden utilizar en el tratamiento de quemaduras y favorecen la regeneración de la piel. Foto: archivo Unimedios.

Salud

enero 23 de 2020

Soporte de colágeno con caléndula para la piel recibe patente de la SIC

Estos soportes de colágeno I, que incluyen extractos como los de la flor de...

La aplicación de estos modelos numéricos serviría para obras de alta complejidad, como represas o túneles. Foto: archivo Unimedios.

Ciencia & Tecnología

enero 22 de 2020

Estabilidad de laderas se puede medir antes de construir grandes obras

Mediante modelos numéricos se establecen las condiciones de estabilidad de un...

Este cernícalo (<em>Falco sparverius</em>) se recupera en la Urras de la Facultad de Medicina Veterinaria y de Zootecnia de la UNAL.  Fotos: Brandon Pinto - Agencia de Noticias UN.

Medioambiente

enero 22 de 2020

Cernícalo recuperado por la URRAS sería liberado en campus de la UN

Un cernícalo, Falco sparverius, de la familia de los halcones, que fue remitido...

El Ministerio de Agricultura reportó 85.006 hectáreas de cítricos sembradas en el país en 2019.

Desarrollo Rural

enero 21 de 2020

Cultivos de naranja en fincas agrodiversas resistirían más al cambio climático

Con base en el aumento de la biodiversidad en los sistemas agrícolas de...

Los próximos planes de ordenamiento territorial deberían tener presente el recurso hídrico para evitar su afectación. Foto: archivo Unimedios.

Medioambiente

enero 21 de 2020

Recursos hídricos determinan mejores planes de ordenamiento

Un método que integra la planificación territorial y la gestión del agua...

El profesor José Ismael Peña Reyes tomó posesión del cargo como nuevo director Nacional de Extensión, Innovación y Propiedad Intelectual. Fotos: Brandon Pinto - Agencia de Noticias UN.

Educación

enero 20 de 2020

Se posesiona nuevo director de Extensión e Innovación de la UNAL

El profesor José Ismael Peña Reyes, nuevo director Nacional de Extensión,...

Entrada del Museo Casa de la Memoria de Medellín (MCMM). Fotos: archivo Viviana Rodríguez.

Artes & Culturas

enero 20 de 2020

Un museo es insuficiente para construir la memoria del conflicto

Por tener sus espacios ya delimitados y una función más ligada a la exposición...