Escudo de la República de Colombia

Artes & Culturas

Macondo, el espejo de América Latina

El mensaje de la novela cumbre de Gabriel García Márquez mantiene su vigencia para las generaciones del siglo XXI, porque puede ser vista como una profunda reflexión sobre la historia de América y su contacto con Occidente.

Bogotá D. C., 30 de mayo de 2017Agencia de Noticias UN-

En la Biblioteca Central de la U.N. se encuentran varios ejemplares de diferentes ediciones internacionales de Cien años de soledad. (foto: Nicolás Bojacá/Unimedios)

La primera edición de Cien años de soledad, circuló hoy hace 50 años en Buenos Aires (Argentina).

El escritor colombiano Gabriel García Márquez recibió el Premio Nobel de Literatura en 1982.

García Márquez buscó obstinadamente darle un lugar a la historia del continente afectada en buena parte del siglo XX por dictaduras.

Gabo se transformó en una especie de ícono cultural, máximo exponente de una forma narrativa denominada “realismo mágico”.

García Márquez finalizó Cien años de soledad en México.

Según Felipe Vieira, Ph. D. en Historia Cultural, del Departamento de Historia de la Universidad Estatal de Campinas (Unicamp) en Brasil, la ciudad ficticia de Macondo narrada en Cien años de soledad, se transformó en el espejo de América Latina y su narrativa se convirtió en el universo de todos los grupos humanos separados o rechazados por la modernidad. 

El profesor Vieira, del Instituto de Ciencia y Tecnología del Estado de Sao Paulo, señala en un artículo publicado en UN Periódico, que la obra habituó a los lectores del mundo a percibir a América como un espacio de luchas internas por el poder, con una interminable sucesión de guerras civiles, dictaduras y enemistades con el imperialismo estadounidense. De igual manera, hizo resonar la posibilidad de considerar el continente como un lugar de la utopía negada.

“La idea principal de esa perspectiva indica la fundación y el desarrollo de Macondo como una metáfora de la fatalidad histórica del continente como tierra conquistada, colonizada y violentada”.

Carga de sufrimiento

Para explicar esa perspectiva, el profesor Vieira hace referencia a la filóloga de la Universidad de Antioquia y especialista en semiótica Ana Cristina Benavides, quien menciona que muchos de los lectores de la novela son capaces de reconocer la carga de sufrimiento que tiene el relato, pero no logran explicar con exactitud quiénes son los que sufren y por qué.

Al respecto, explica que para la experta Benavides, García Márquez realiza un acto pragmático, intencionado, con el que busca que el lector se implique dando respuesta a las preguntas que esta denuncia instaura: ¿quién siente la soledad? Macondo, como símbolo de América Latina; ¿por qué un siglo? porque cien años es el tiempo que deben esperar los manuscritos de Melquíades para ser descifrados por la sexta generación de los Buendía; ¿por qué la sufren? por su condición de seres rezagados de la Modernidad y su imposibilidad de incorporarse al tiempo presente europeo y la historia de Occidente; ¿quiénes la infligen? Europa y Occidente.

Por eso, según el investigador, para el escritor y toda una generación de intelectuales de los años sesenta era importante que el viejo continente incorporara el mensaje: América Latina debe ser mejor comprendida por los europeos.

Así, “la soledad es el resultado de un desajuste crónico de los habitantes de Macondo con la historia, el tiempo y el espacio. Además, de manera general, los personajes sufren una y otra vez las distancias que la historia les impone, que fluye inexorablemente en el fracaso de todos sus intentos de superación e integración, individuales y colectivos”.

Evitar otros Macondos

En su análisis, el profesor Vieira expone algunos de los resultados de su investigación doctoral; menciona que como Macondo pretende ser el relato de una nueva fundación, su narrativa también plantea el problema de cómo respetar la trayectoria de los grupos humanos apartados de la historia.

Al respecto, afirma que este acto de denuncia establece otra cuestión: lo que debe hacer el receptor de esa denuncia o el lector de la novela no es otra cosa que movilizar su comprensión, solidaridad y amor para con los rechazados y perdedores de la Modernidad europea. “Como Cien años de soledad es un relato de lo sucedido, inmutable en los límites de la ficción, este acto se transforma en un llamado para no dejar que otros Macondos se repitan, y es el lector quien tiene en sus manos la posibilidad de evitarlo”.

En ese sentido, referencia también al intelectual colombiano Cristo Figueroa, quien señala que la novela, como los grandes textos, se prolonga en sus lectores y en otras obras del autor.

De esta manera, afirma el profesor Vieira, es preciso resaltar el discurso de aceptación del Premio Nobel de Literatura, cuando Gabo, después de mostrar el tamaño de nuestra soledad histórica y después de explicar las implicaciones profundas de la búsqueda del ser latinoamericano, termina cantando a la vida y la esperanza, anunciado, entonces, la buena noticia que estaba ausente en la novela. Y al final de ese canto, anuncia la segunda oportunidad, la posibilidad iluminada de otra utopía:

Una nueva y aterradora utopía de la vida, donde nadie pueda decidir por otros hasta la forma de morir, y donde de veras sea cierto el amor y sea posible la felicidad y donde las estirpes condenadas a cien años de soledad tengan por fin y para siempre una segunda oportunidad sobre la tierra.

Para el profesor Vieira, la explosión masiva que representó la novela desnudó las complejidades de Colombia. Su héroe cultural inventó una mitología doméstica y mantuvo una distancia estratégica ante esas mismas complejidades. “Macondo era el Caribe y América Latina, pero también los mapas recorridos por García Márquez para comprender el libro que al fin pudo escribir cuando vivía en México”.

Lea el artículo completo en UN Periódico

(Por: fin/UNP-FV/dmh/MLA/DCP
)
N.° 848

Otras noticias

En la plaza de mercado El Cacique se ofrecen variedades de frutas y verduras. Fotos: cortesía

Ciencia & Tecnología

enero 17 de 2018

Manejo adecuado de residuos para plaza de mercado de Chía

El nuevo modelo para hacer una correcta disposición de los residuos producidos...

Los estudiantes seleccionados son del Departamento de Física de la U.N. - Fotos: IPT Colombia.

Ciencia & Tecnología

enero 17 de 2018

La U.N. representará a Colombia en el International Physicists’ Tournament

Seis estudiantes del Departamento de Física de la Universidad Nacional de...

Entre su empleo y el trabajo doméstico, las mujeres trabajan 7 horas más a la semana que los hombres. Fotos: cortesía

Economía & Organizaciones

enero 17 de 2018

Mujeres de Bogotá tienen mayor carga laboral doméstica que los hombres

Del análisis de la Encuesta Nacional de Uso del Tiempo (2012-2013), realizada...

La herramienta permite cargar entre 6 y 8 kg de escombros. (Foto: cortesía).

Ciencia & Tecnología

enero 16 de 2018

Eleviat: sistema para recoger escombros más rápido y con menor esfuerzo

La herramienta facilita el trabajo de los recolectores de escombros porque...

Gracias a su base y estructura, cuando el carrito está desplegado se puede mantener estable. (Foto: cortesía)

Ciencia & Tecnología

enero 16 de 2018

Carrito de mercado plegable, fácil de transportar

Hump es un carrito de mercado para cargar de forma segura, eficaz y eficiente...

Las fibras de las diversas variedades de plátano tienen tonalidades naturales que van desde el café hasta el rojo.

Desarrollo Rural

enero 15 de 2018

Víctimas del conflicto encuentran alternativa en residuos de plátano

En la Orinoquia, cerca de 90 familias de comunidades vulnerables, víctimas del...

La beca Sakura Science Program es otorgada por la Agencia de Ciencia y Tecnología de Japón.

Educación

enero 15 de 2018

En Japón, estudiantes de la U.N. aprenden sobre investigación científica

Gracias a la beca Sakura Science Program, otorgada por la Agencia de Ciencia y...

Educación

enero 13 de 2018

La idea de justicia en el acceso a la universidad

Nuestras expectativas, propósitos y retos se renuevan al iniciar un nuevo año....

La masacre de La Rubiera fue uno de los casos más conocidos. Fotos: A. Gómez, 1991. <em>Indios, colonos y conflictos: una historia regional de los Llanos Orientales 1870-1970.</em>

Política & Sociedad

enero 12 de 2018

Guahibiar: cazar indios, considerados seres sin alma

Durante la colonización de los Llanos colombianos, los españoles cazaban a los...

El proceso se lleva a cabo en el Icta.

Salud

enero 12 de 2018

FOTOGALERÍA: Tilapia ahumada, alternativa nutricional

La Facultad de Medicina Veterinaria y Zootecnia de la Universidad Nacional de...