Escudo de la República de Colombia

Política & Sociedad

Las “contrademandas” de Colombia contra Nicaragua en La Haya

Después de más de quince años de litigios, Colombia intenta consolidar una posición más firme frente a Nicaragua, pero hasta ahora no muestra una estrategia defensiva capaz de rebatir de manera eficaz –en la escena internacional– las audaces tesis de que el país centroamericano pretende avanzar a expensas de los espacios marinos colombianos en el Caribe.

Bogotá D. C., 23 de noviembre de 2017Agencia de Noticias UN-

Nicaragua ha violado los derechos de los pescadores artesanales del Archipiélago de San Andrés con actos de limitaciones y hostigamiento al ejercicio de las faenas de pesca.

Las audaces tesis del país centroamericano avanzan a expensas de los espacios marinos de Colombia en el Caribe.

En 2000, el Archipiélago entró a formar parte de las 391 zonas ecológicas en el mundo denominadas Reserva Mundial de Biósfera Seaflower.

Colombia presentó cuatro demandas reconvencionales ante la CIJ: dos fueron rechazadas y dos aceptadas.

Profesor Antonio Rengifo, de la Facultad de Derecho, Ciencias Políticas y Sociales de la U.N.

El pasado 15 de noviembre, la Cancillería colombiana anunció que la Corte Internacional de Justicia (CIJ) “aceptó dos contrademandas que Colombia presentó contra Nicaragua en el marco del proceso denominado “Supuestas violaciones de derechos soberanos y espacios marítimos en el mar Caribe”.

Ayer miércoles 22 de noviembre, La Haya publicó en su sitio oficial el texto de la decisión sobre un nuevo desarrollo en esa controversia, lo que permite analizar con mayor seguridad los alcances de la decisión y las consecuencias para Colombia.

Para el profesor Antonio Rengifo, de la Facultad de Derecho, Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.), lo primero que hay que aclarar es que, técnicamente, según el reglamento de la Corte, esas actuaciones no se denominan “contrademandas”, sino “demandas reconvencionales” que son “incidentes procesales” cuyo objeto consiste en someter a los jueces nuevas pretensiones que tienen conexión con las presentadas por el demandante, es decir Nicaragua. De esa forma, el demandante se convierte en demandado, y viceversa.

Rechazadas por la Corte

Lo segundo que se debe precisar es que Colombia presentó cuatro demandas reconvencionales: dos fueron rechazadas y dos aceptadas.

Colombia fundó la primera demanda reconvencional en la violación, por parte de Nicaragua, de su obligación de ejercer la debida diligencia para la protección y preservación del medioambiente marino en el suroccidente del mar Caribe.

La segunda, “que se desprende lógicamente de la primera”, tuvo relación con la violación por parte de Nicaragua de la obligación de respetar el derecho de los habitantes del Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina, en particular de los raizales, de beneficiarse de un ambiente sano, viable y durable.

El profesor Rengifo recuerda que la Corte decidió que esas dos demandas carecían de conexión directa, tanto de hecho como de derecho, con las demandas principales presentadas por Nicaragua.

Aceptadas en La Haya

En la tercera demanda reconvencional, Colombia le pide a la Corte declarar que Nicaragua ha violado los derechos de los pescadores artesanales del Archipiélago, incluidos los de la población raizal, con actos de limitaciones y hostigamiento al ejercicio de las faenas de pesca.

Al respecto, el experto en derecho internacional menciona que la Corte aceptó esta demanda reconvencional que obviamente tiene relación con los derechos humanos fundamentales de los pescadores artesanales, y la decisión tendrá relevancia en todo el mundo.

El Centro de Pensamiento sobre Mares y Océanos de la U.N. hizo un trabajo en defensa de los derechos fundamentales de los pescadores desde la Convención Interamericana de Derechos Humanos y el derecho internacional del mar, que se encuentra disponible en internet.

En la cuarta demanda reconvencional, también aceptada por la Corte, Colombia pidió que se declare que al adoptar el decreto de agosto de 2013 que estableció las líneas de base rectas aquellas a partir de las cuales se miden los espacios marinos de los Estados, Nicaragua las extendió más allá de lo permitido por el derecho internacional, lo cual constituye una violación a los derechos de Colombia.

El profesor Rengifo señala que el comunicado de la Cancillería de Colombia, fechado con varios días de anterioridad a la publicación de la providencia (“ordenanza”) en el sitio de internet de la CIJ, generó algunos comentarios en desafío a la prudencia elemental que invita a no anticiparse a hablar de lo que no se conoce, “si se tiene en cuenta el rigor de la Corte en la gestión de la información sobre sus decisiones y que la misma Cancillería expuso en su comunicado que ‘el Gobierno colombiano aún no conoce el texto completo de la providencia, pero ya fue notificado de la decisión adoptada por la Corte’”.

Estrategia judicial y diplomática amplia

Sin entrar en el análisis de los detalles técnicos de las actuaciones procesales, el profesor Rengifo considera que lo que menos le conviene a Colombia es la crítica apresurada y desbordada que señala las actuaciones del país, ajustadas al reglamento de la Corte, como un “gravísimo error”.

“Creo que si bien cuatro demandas reconvencionales pueden parecer algo exagerado, lo más importante es que las actuaciones de Colombia se inscriban en una estrategia judicial y diplomática más amplia para enfrentar las tesis de Nicaragua y no se limite a actuaciones meramente procesales”, afirma el docente.

Es necesario señalar que Nicaragua trata, habilidosamente, de “estirar” las complejas evoluciones del derecho del mar para extender sus espacios marinos en el Caribe, a expensas de los de Colombia. El profesor de la U.N. dice que “no hay duda de que los litigios que afronta el país comprometen seriamente su soberanía y no deberían terminarse en el trayecto de la Cancillería a La Haya con la presentación de unos memoriales”.

En su opinión, el juego de Colombia consiste en evitar que le impongan; por eso es imperativo que salga a la escena internacional para explicar, persuadir y convencer sobre los inconvenientes, para muchos Estados, de la aceptación de las “estiradas” tesis de Nicaragua.

“Sería una forma de generar consensos que influyan en unos jueces obligados a identificar y reconocer las relaciones políticas entre los Estados en materia de delimitación y de plataforma continental extendida. Hay que entender que en esto el derecho no está más allá de la diplomacia”, destaca.

Si bien es cierto que el próximo Gobierno colombiano deberá afrontar los fallos, no es menos cierto que el actual puede innovar en las estrategias diplomáticas y judiciales defensivas de Colombia.

En ese sentido, afirma el profesor Rengifo, a “los litigios de Colombia hay que ponerles el optimismo de la voluntad. Es importante hacer más, para defender mejor. Es mejor hacer decididamente frente a las calamidades que resignarse a sufrir los dardos de un insultante destino que no es inexorable”. Eso en ningún caso afectará negativamente el trabajo realizado ante la Corte; por el contrario, lo complementa, concluyó.

(Por: fin/DMH/LOF
)
N.° 855

Otras noticias

Personas de todas las edades pudieron conocer de primera mano cómo es un día en la U.N. Fotos: archivo particular

Educación

noviembre 16 de 2018

Clases al parque

Estudiantes y profesores de las facultades de Ciencias y Ciencias Humanas de la...

La comunidad es uno de los cerca de 300 sujetos de reparación colectiva por afectaciones del conflicto armado en el país.

Desarrollo Rural

noviembre 16 de 2018

Innovación y sostenibilidad en proyecto para reparación de víctimas

Mejorar el acueducto, establecer un humedal para el tratamiento de aguas...

El trabajo con productos no lácteos está orientado a un segmento del mercado cada vez más amplio. Fotos: archivo Particular

Ciencia & Tecnología

noviembre 16 de 2018

Bebidas probióticas para veganos

Bebidas de base no láctea, elaboradas a partir de soya y arroz, se fermentarán...

La producción de sacha inchi en el Meta comenzó hace apenas cinco años.

Desarrollo Rural

noviembre 16 de 2018

La U.N. fortalece producción de sacha inchi en el Meta

Diferentes cuidados y la implementación de nuevas tecnologías para optimizar su...

El profesor Jaime Franky Rodríguez, vicerrector de la U.N. Sede Bogotá, formó parte de la mesa de diálogo en la que también participaron los estudiantes. Fotos: archivo Unimedios.

Educación

noviembre 16 de 2018

Llamado de directivas propicia diálogo con estudiantes

Después del llamado al diálogo por parte de las directivas de la Universidad...

ViveLab es un proyecto desarrollado por la U.N. y la Alcaldía Mayor de Bogotá.

Ciencia & Tecnología

noviembre 16 de 2018

ViveLab y Alcaldía de Bogotá, premiadas por innovación pública digital

Una aplicación desarrollada por este proyecto de la Universidad Nacional de...

Para realizar la película <i>Interestelar</i>, el director Christopher Nolan contó con la asesoría del físico teórico estadounidense Kip Thorne. Fotos: archivo Unimedios.

Ciencia & Tecnología

noviembre 16 de 2018

Interestelar, una película con mucha física

Aunque no es el primer filme que trata sobre temas que involucran ciencias como...

El <em>software</em> se creó en la U.N. Sede Manizales.

Ciencia & Tecnología

noviembre 16 de 2018

Software estudia comportamiento magnético de materiales

Este programa, denominado Vegas, construye, simula y analiza las propiedades...

El doctor William Otero Regino, reconocido por la Academia Nacional de Medicina de Colombia como el mejor docente clínico del país.  Fotos: Nicolás Bojacá – Unimedios

Educación

noviembre 15 de 2018

El mejor docente clínico del país es de la U.N.

El doctor William Otero Regino, profesor titular de Medicina y coordinador de...

Solo durante 2012 el ICA reportó la erradicación de 745.000 plantas de plátano afectadas por moko en el país. Fotos: María José Truke.

Desarrollo Rural

noviembre 15 de 2018

Enfermedad del moko es capaz de evolucionar para diseminarse en musáceas

Algunas de sus cepas en cultivos de plátano hartón y banano Gros Michel de...