Escudo de la República de Colombia

Medioambiente

Ecoaldeas mejoran la conectividad agroecológica

Contrario a los impactos de la mayoría de fincas de recreo, este modelo favorece tanto la cantidad, calidad, diversidad y extensión de los corredores ecológicos en los predios como los parches naturales, el manejo de suelos y una mayor conciencia ambiental.

Bogotá D. C., 22 de octubre de 2018Agencia de Noticias UN-

Una de las principales características de cualquier ecoaldea es que debe tener una organización horizontal. Fotos: archivo Unimedios

La experiencia de Granada ha logrado extender su rango de influencia hacia el resto de la región.

El boom de la agroecología en el país tiene sus orígenes en la década de los noventa.

La compra de productos al por mayor reduce la huella ambiental en forma considerable.

Se estima que una ecoaldea puede tardar hasta siete años en alcanzar la etapa de autosostenibilidad.

El agroecoturismo constituye una importante fuente de recursos de este tipo de propuestas.

Estas son algunas conclusiones de la investigación realizada por Mariana Pinzón como tesis de grado de la Maestría en Medio Ambiente y Desarrollo de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.) en tres comunidades con terrenos de los municipios de Granada, San Francisco y Silvania (Cundinamarca).

El estudio, adelantado mediante entrevistas en profundidad y registros fotográficos satelitales, concluyó que tras la llegada de los ecoaldeanos en estos tres casos, se avanzó positivamente en el mejoramiento de la estructura agroecológica principal (EAP), metodología desarrollada por el profesor Tomás León Sicard, del Instituto de Estudios Ambientales (IDEA), de la U.N., en la que se evalúan los aspectos mencionados.

Gracias a la implementación de los nuevos modelos se favoreció el tránsito de fauna silvestre, en la medida en que uno de sus objetivos incluye la restauración o conservación de corredores naturales que permitan preservar la biodiversidad de la región.

De la ciudad al campo

Las ecoaldeas son impulsadas por migrantes de la ciudad al campo, muchos de los cuales son profesionales motivados por el deseo de aprender sobre las labores agrarias, y otros pocos tienen conocimientos empíricos respecto a las faenas agrícolas y pecuarias.

La apuesta de los ecoaldeanos radica en buscar estilos de vida más comunitarios y sustentables por medio de prácticas como manejo agroecológico de cultivos, aprovechamiento de materiales locales, uso eficiente de aguas, reciclaje y compostaje de residuos, liderazgo en procesos de educación ambiental y prácticas organizativas comunitarias.

En algunos casos se implementan técnicas de cultivo en los que los productos se siembran según la técnica de “mínima labranza” y sin utilizar agroquímicos, además de desarrollar técnicas innovadoras para producir abono a partir de baños secos.

Tres modelos de ecoaldea

En Silvania se creó una finca agroecológica abierta a aprendices y voluntarios en la que se hace énfasis en la producción de hortalizas propias de la región; allí se hace el tratamiento de basuras y se promueve el ecoturismo, además de trabajar de la mano con 10 familias vecinas, con quienes se han establecido vínculos de cooperación.

Allí uno de los cultivos estrella es el de yacón, gracias a que con él se elabora un tipo de miel medicinal que ya tiene un mercado en Bogotá dentro del circuito de este tipo de productos especializados.

En Granada una comunidad de practicantes de Bhakti Yoga, conocida como Hare Krisna, ha desarrollado una economía autosostenible exitosa, gracias a que la organización permite establecer una serie de tareas específicas en su huerta agroecológica, donde también se realizan procesos educativos.

“Ha sido tal la influencia, que muchos de los campesinos que antes se dedicaban al monocultivo y usaban productos químicos hoy se han pasado a un esquema de producción orgánico que resulta rentable y tiene menos impacto sobre el medioambiente”, destaca la magíster.

Contar con un invernadero también les ha permitido diversificarse y suplir los requerimientos de la comunidad hasta en un 60 %, junto con una importante producción de excedentes, que les posibilita adquirir otros productos.

Esta ecoaldea está abierta a todos los visitantes sin importar su tendencia religiosa, aunque atrae especialmente a simpatizantes del vegetarianismo y de la práctica del yoga.

A diferencia de las dos primeras, la ecoaldea de San Francisco está conformada en especial por profesionales que decidieron asociarse para comprar una finca en la que ya había cultivos de café, plátano y cítricos, principalmente; hoy se centran en desarrollar proyectos ecoturísticos y educativos.

(Por: Fin/JCMG/MLA/LOF
)
N.° 442

Otras noticias

En la cáscara de mandarina arrayana se encontró gran potencial antioxidante. Foto: archivo Unimedios.

Desarrollo Rural

enero 23 de 2020

Cáscara de mandarina arrayana, fuente de aceites antioxidantes

En este residuo de la fruta se identificaron extractos con actividad...

Los docentes del Iepri analizaron, desde diversos puntos, qué ha sucedido con el Paro Nacional. Fotos:  Unimedios.

Política & Sociedad

enero 23 de 2020

Paro nacional refleja brechas entre los partidos políticos

Los partidos políticos se han quedado sin argumentos frente a las...

Los soportes de colágeno se pueden utilizar en el tratamiento de quemaduras y favorecen la regeneración de la piel. Foto: archivo Unimedios.

Salud

enero 23 de 2020

Soporte de colágeno con caléndula para la piel recibe patente de la SIC

Estos soportes de colágeno I, que incluyen extractos como los de la flor de...

La aplicación de estos modelos numéricos serviría para obras de alta complejidad, como represas o túneles. Foto: archivo Unimedios.

Ciencia & Tecnología

enero 22 de 2020

Estabilidad de laderas se puede medir antes de construir grandes obras

Mediante modelos numéricos se establecen las condiciones de estabilidad de un...

Este cernícalo (<em>Falco sparverius</em>) se recupera en la Urras de la Facultad de Medicina Veterinaria y de Zootecnia de la UNAL.  Fotos: Brandon Pinto - Agencia de Noticias UN.

Medioambiente

enero 22 de 2020

Cernícalo recuperado por la URRAS sería liberado en campus de la UN

Un cernícalo, Falco sparverius, de la familia de los halcones, que fue remitido...

El Ministerio de Agricultura reportó 85.006 hectáreas de cítricos sembradas en el país en 2019.

Desarrollo Rural

enero 21 de 2020

Cultivos de naranja en fincas agrodiversas resistirían más al cambio climático

Con base en el aumento de la biodiversidad en los sistemas agrícolas de...

Los próximos planes de ordenamiento territorial deberían tener presente el recurso hídrico para evitar su afectación. Foto: archivo Unimedios.

Medioambiente

enero 21 de 2020

Recursos hídricos determinan mejores planes de ordenamiento

Un método que integra la planificación territorial y la gestión del agua...

El profesor José Ismael Peña Reyes tomó posesión del cargo como nuevo director Nacional de Extensión, Innovación y Propiedad Intelectual. Fotos: Brandon Pinto - Agencia de Noticias UN.

Educación

enero 20 de 2020

Se posesiona nuevo director de Extensión e Innovación de la UNAL

El profesor José Ismael Peña Reyes, nuevo director Nacional de Extensión,...

Entrada del Museo Casa de la Memoria de Medellín (MCMM). Fotos: archivo Viviana Rodríguez.

Artes & Culturas

enero 20 de 2020

Un museo es insuficiente para construir la memoria del conflicto

Por tener sus espacios ya delimitados y una función más ligada a la exposición...

Lugares como la caverna El Oro, que antes eran inaccesibles, ahora son amenazados por las actividades humanas. Fotos: Nicolás Valdivieso.

Medioambiente

enero 20 de 2020

Cavernas y cuevas de El Peñón, con potencial turístico mundial

La región cárstica de este municipio de Santander cuenta con un gran potencial...