Escudo de la República de Colombia

Política & Sociedad

Crímenes contra líderes sociales se podrían considerar de lesa humanidad

Patrones identificables en el modo en que se perpetran estos asesinatos –que van en aumento en Colombia– permitirían clasificarlos como un fenómeno sistemático y generalizado.

Bogotá D. C., 05 de febrero de 2019Agencia de Noticias UN-

Según el informe, los asesinatos son selectivos y no indiscriminados, lo cual reafirma un proceso de planeación. Fotos: Nicolás Bojacá – Unimedios

El profesor Fabio López de la Roche fue el encargado de moderar la actividad en la que se presentó el informe a los medios de comunicación.

Los investigadores alertaron sobre la tendencia al aumento de los crímenes contra líderes sociales, que podría intensificarse ante las contiendas electorales de este año.

Camilo Bonilla, coordinador del Área de Investigación de la Comisión Colombiana de Juristas (CCJ).

Juana Afanador, doctorante de la Escuela de Estudios Superiores en Ciencias Sociales de París.

Similitudes en la naturaleza del fenómeno, el tipo de víctimas y de victimarios, el modus operandi y la espacialidad de los crímenes que han cobrado la vida de 343 líderes sociales entre el primero de enero de 2016 y el 31 de julio de 2018 –identificadas en el informe “¿Cuáles son los patrones? Asesinatos de líderes sociales en el posacuerdo”– hacen evidente que los crímenes han sido “perpetrados de manera reiterada, metódica y no aleatoria”.

Este es un aporte importante a la discusión alrededor del carácter sistemático de estos hechos, algo que, según explica Camilo Bonilla, coordinador del Área de Investigación de la Comisión Colombiana de Juristas (CCJ), abriría la posibilidad de que organismos internacionales puedan entrar a investigar dichos asesinatos.

“Que sea un fenómeno generalizado no tiene dudas, por la cantidad de víctimas y por la distribución geográfica. El discurso negacionista del Estado colombiano giraba en torno a la sistematicidad, reconocida por unas instituciones y negada por otras”, explica el investigador, quien participó en la elaboración del informe.

Para él, según lo que demuestra el documento –que es la continuación de uno publicado en octubre de 2017–, y con base en la jurisprudencia internacional, sí existen patrones que permiten definir la sistematicidad del fenómeno, algo que hasta ahora algunas instituciones del Estado están aceptando.

En el informe trabajaron conjuntamente el Instituto de Estudios Políticos y Relaciones Internacionales (Iepri), de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.), la CCJ, el Centro de Investigación y Educación Popular (Cinep), el programa Somos Defensores, la Asociación Campesina del Catatumbo (Ascancat), el Movimiento Ríos Vivos Antioquia, la Confederación Acción Comunal de Colombia y la plataforma Verdad Abierta.

Refiriéndose a la naturaleza de este fenómeno de violencia, el documento muestra que entre los actores identificados como fuente de las amenazas, ocho eran de grupos paramilitares y cuatro de grupos de desertores de las FARC-EP; que las armas más usadas son las de fuego, y que al menos 106 líderes y defensores fueron asesinados en su lugar de vivienda, es decir el 41,24 %.

“Saber cómo están matando a los líderes sociales nos da pistas de que no son casos aislados. Saber que los siguen a sus casas, que tienen estudios de sus perfiles, nos aclara cada vez más que no son accidentes, que no son simplemente víctimas de un atraco o de un delincuente”, asegura Juana Afanador, doctorante de la Escuela de Estudios Superiores en Ciencias Sociales de París.

No se denuncian las amenazas

Así mismo el informe señala que al menos 27 de las víctimas posacuerdo (10,5 %) fueron previamente amenazadas, lo cual puede indicar que a este grupo poblacional lo están asesinando sin advertencias, o que estas no son denunciadas.

Para la investigadora Afanador, estas cifras también muestran que muchas veces las víctimas tienen miedo de informales a las autoridades que han sido amenazadas, porque pueden ponerse en un riesgo mayor: “aquí existe un debate entre si se debe denunciarlo y mediatizarlo al máximo, o más bien guardar un bajo perfil y no hacerlo para no ponerse en riesgo”.

El profesor Fabio López de la Roche, del Iepri, hizo un llamado a que los medios de comunicación le den mayor atención a este tema, que tiene que ver directamente con un aspecto fundamental para la democracia como son los liderazgos sociales; además calificó este fenómeno de violencia como “una verdadera tragedia y una hecatombe social”.

Para ver más detalles del informe: unperiodico.unal.edu.co/pages/detail/asesinato-de-lideres-sociales-no-es-aleatorio/

(Por: fin/ALP/MLA/LOF
)
N.° 829

Otras noticias

Portada de la edición 226 de UN Periódico, que circula este domingo 12 de julio. Foto: Brandon Pinto - Unimedios.

Educación

julio 10 de 2020

Educación, salud, economía y otros desafíos ante el COVID-19, este domingo en UN Periódico

Más allá de las estrategias para mitigar las consecuencias –a mediano y largo...

Con la pandemia, las universidades en Colombia han tenido que luchar con la deserción estudiantil. Foto: Nathalia Angarita/Unimedios.

Educación

julio 10 de 2020

Universidades colombianas se reinventan frente a la pandemia

Con la emergencia sanitaria por el COVID-19, las instituciones de educación...

Empresas tabacaleras han optado por nuevas temáticas y adjetivos en sus informes de responsabilidad social, para mostrarse poco nocivas. Foto: Brandon Pinto.

Economía & Organizaciones

julio 10 de 2020

Tabacaleras: en el limbo de la responsabilidad social

Con el aumento de la regulación para empresas del sector tabacalero en...

La Corte Constitucional de Colombia reconoce que la legislación que se expida debe estar acorde con los postulados ambientales.

Medioambiente

julio 10 de 2020

ONG y academia fortalecen defensa constitucional del ambiente

Tanto las organizaciones étnicas y ambientalistas como la academia son vitales...

La industria de alimentos debe abordar estrategias que garanticen la bioseguridad de sus trabajadores y la inocuidad de sus productos. Foto: Brandon Pinto.

Economía & Organizaciones

julio 10 de 2020

Cárnicos y lácteos asumen nuevos retos durante la pandemia

Una mejor identificación, control, gestión y comunicación del riesgo son...

El sulfato de sodio es la forma natural más común de las sales de sodio. Fotos: Miguel Ángel Gómez García, docente del Departamento de Ingeniería Química.

Ciencia & Tecnología

julio 10 de 2020

Producción sintética de sulfato de sodio, más rentable y ambiental

Un nuevo proceso, que permite la producción sintética de esta sustancia con un...

Cebus albifrons (Cebidae), maicero que se encuentra en gran variedad de bosques de sabana alta, bosques de faldas de cerros y mesetas.

Medioambiente

julio 09 de 2020

Guía de mamíferos promueve ecoturismo en Guaviare

Primates como el mico diablo –una de las especies más pequeñas del país–, osos,...

El sector informal afronta el peor escenario por la crisis que originó la pandemia. Foto: Nathalia Angarita/Unimedios.

Economía & Organizaciones

julio 09 de 2020

Dinamizar la economía popular, prioridad para enfrentar el desempleo

Ante el preocupante panorama de desempleo en el país, una de las estrategias...

La antracnosis es una de las enfermedades que más amenaza los cultivos de aguacate Hass en el país. Fotos: Francy Johana Ceballos Burgos.

Desarrollo Rural

julio 09 de 2020

Se buscan causantes de la antracnosis en aguacate Hass

En cultivos examinados en el Valle del Cauca se encontró que el complejo de...

El INVU y el Cinva trabajaron conjuntamente por cerca de 20 años en la circulación de saberes para la planificación urbana. Foto: archivo Unimedios.

Ciudad & Territorio

julio 09 de 2020

Organismos internacionales contribuyen a políticas de vivienda

La creación de instituciones multilaterales para discutir los problemas de...