Escudo de la República de Colombia

Ciencia & Tecnología

Con ADN de masmelos, jóvenes aprenden a descifrar códigos genéticos

Por medio de actividades lúdicas, pequeñas investigaciones y experimentos, jóvenes de diferentes colegios públicos aprenderán a determinar el riesgo de desarrollar enfermedades según el ADN.

Bogotá D. C., 29 de junio de 2017Agencia de Noticias UN-

Yasmmyn Dannahet Salinas Rebolledo, instructora del club “Descifrando el código genético: el ADN y nuestra salud”.

Para la profesora Yuly Sánchez los clubes de ciencia permiten recuperar a estos niños, inspirarlos a ser científicos.

Diseño de “ADN comestible” para conocer cómo se forma el principal constituyente del material genético de los seres vivos.

Los estudiantes extraen el ADN de su saliva utilizando materiales caseros.

Profesora Yuly Edith Sánchez Mendoza, coinstructora del club “Descifrando el código genético: el ADN y nuestra salud”.

Así se les enseña a jóvenes estudiantes principios epidemiología genética, tema que tiene el nivel de una investigación doctoral.

Los clubes de ciencia son cursos intensivos gratuitos dirigidos a jóvenes de secundaria provenientes de colegios públicos.

Así lo explica la profesora Yuly Edith Sánchez Mendoza, docente del Departamento de Física de la Facultad de Ciencias la Universidad Nacional de Colombia (U.N.), experta en biofísica computacional y coinstructora del club “Descifrando el código genético: el ADN y nuestra salud”.

El objetivo del club que se desarrolla en la U.N. Sede Bogotá es que los jóvenes aprendan conceptos básicos de genética, estadística y computación para que lleven a cabo su propio estudio de asociación genética e identifiquen las partes del código genético que determinan quién está en riesgo de desarrollar determinada enfermedad.

Según la profesora Sánchez, lo que se busca es que los niños sepan que existen enfermedades que se desarrollan dependiendo de la genética, sobre todo las que tienen un alto índice de replicación en Colombia como la obesidad, la diabetes, el asma y el cáncer de mama y médula.

Partiendo de la premisa de que la “la ciencia es divertida”, el desarrollo del club se dividió en tres partes: en la primera se diseñó un “ADN comestible” hecho con masmelos y tiras de dulce para conocer cómo se forma el ADN, cómo se transcribe y cómo se replica con el ácido ribonucleico (ARN), que es importante porque le “dice” a la molécula cómo debe formarse.

La segunda parte consiste en un experimento: los estudiantes extraen ADN de su saliva utilizando materiales caseros como jugo de piña, sal, alcohol y agua.

Por último los niños aprenderán cómo, por medio de una base de datos real de millones de personas, se puede encontrar un gen que determine diferentes enfermedades y cómo se comporta ese gen con la enfermedad, todo esto con ayuda de un computador.

Para el cierre del club los jóvenes construirán un ADN con fichas de Lego® como proyecto final y lo presentarán a los demás niños de los clubes de ciencia en Bogotá, y a sus padres. “Los niños están encantados con la U.N. y nosotros con los clubes de ciencia porque nos permiten recuperar a estos niños, inspirarlos a ser científicos” expresa la profesora Sánchez.

Es complejo buscar la manera de enseñarles a los niños de grados octavo a undécimo algo que tiene el nivel de una investigación doctoral: “les presentamos el tema a los niños de una manera didáctica sin entrar en mucho detalle pero ellos piden más; nos sorprende su capacidad de entender las cosas de una manera tan rápida” afirma.

La mexicana Yasmmyn Dannahet Salinas Rebolledo, estudiante del Doctorado en Salud Pública de la Universidad de Yale, Estados Unidos, e instructora del Club de ADN, comenta que para ella es satisfactorio ver que estos jóvenes tienen tanta inquietud por la ciencia.

Además destaca que ha sido una experiencia enriquecedora poder compartir sus conocimientos sobre epidemiología genética, que es su campo, con los jóvenes participantes.

En esta área de conocimiento no hay muchos latinoamericanos y no hay muchas mujeres “quiero inspirarlos a que incursionen en nuevos campos; que vean que sí es posible” concluye.

En las instalaciones de la U.N. Sede Bogotá, por segundo año consecutivo, en la semana del 27 de junio al 1 de julio se adelantarán cinco de clubes de ciencia sobre diferentes temáticas.

Los clubes de ciencia son cursos intensivos gratuitos dirigidos a jóvenes de secundaria provenientes de colegios públicos, quienes participan durante una semana en talleres de ciencia y tecnología en temas diversos y relevantes como ciencias de la salud, nanotecnología, inteligencia artificial, ingeniería, innovación y emprendimiento.

Estos clubes son guiados por expertos de prestigiosas universidades nacionales y extranjeras como Harvard, MIT y Columbia, entre otras.

El programa cuenta con el respaldo de entidades como Colciencias, el Sena, Ruta N, Sapiencia y la Fundación Manuelita, además de las Universidades de los Andes, de Antioquia, de Caldas, Cooperativa de Colombia, de los niños EAFIT, de Nariño, Tecnológica de Pereira, Industrial de Santander, del Valle y la U.N.

Con estas iniciativas se demuestra que el trabajo conjunto en torno a la ciencia puede desatar una revolución científica y tecnológica capaz de generar una transformación social en el país.

(Por: fin/AML/dmh/LOF
)
N.° 42

Otras noticias

El salsero colombiano le entregó al público todo su talento y su energía.  Fotos: Nicolás Bojacá / Agencia de Noticias UN.

Artes & Culturas

septiembre 20 de 2017

Salsa y sonidos del Pacífico retumbaron en la Plaza Central de la U.N.

Al son de trompetas, tambores, teclados y bongoes, el cantante de salsa...

Andrés Serrano, de la Universidad de Antioquia (segundo puesto) Andrés Ricardo Castro Gil, estudiante de la UIS (primer lugar) y Carlos Soto Sogamoso, de la Universidad del Cauca (tercer puesto). Foto: Unimedios.

Educación

septiembre 20 de 2017

X Concurso de Integrales premió el talento matemático

Como una competencia de alto rendimiento se destacó el X Concurso de Integrales...

En el país la cobertura vegetal es cada vez menor.

Ciudad & Territorio

septiembre 20 de 2017

Urbanización afecta ciclo hidrológico de las ciudades

La disminución de la cobertura vegetal y el aumento de la impermeabilización...

El diseño del campus de la U.N. en Bogotá es un ejemplo de la incursión del país en la Modernidad.

Política & Sociedad

septiembre 20 de 2017

La U.N., hito de modernidad

La fortaleza institucional de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.) le ha...

En la UCI los médicos están propensos a desarrollar agotamiento profesional.

Salud

septiembre 20 de 2017

Médicos de UCI, en riesgo de agotamiento profesional

Entre los médicos que ejercen en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI)...

Desde su creación, el Peama ha beneficiado a 1.740 jóvenes colombianos. (Foto: Ovidio González/Unimedios)

Educación

septiembre 20 de 2017

Peama transforma vida de jóvenes en zonas apartadas

La perspectiva de vida de 1.740 jóvenes que habitan en las fronteras...

En el país el manejo adecuado de aguas residuales es escaso.

Medioambiente

septiembre 20 de 2017

Tratamiento de aguas residuales es incipiente

En Colombia solo Bogotá, Medellín y Cali tienen planta de tratamiento de aguas...

El prototipo encargado de la fertilización es portable. Fotos: Unimedios.

Ciencia & Tecnología

septiembre 20 de 2017

Máquina que riega abono facilita labor de agricultores

El equipo se creó para brindar mayor comodidad y practicidad durante la...

La tecnificación del campo es la herramienta más importante para alcanzar la paz.

Desarrollo Rural

septiembre 20 de 2017

Ampliar cobertura en el agro, gran reto del posacuerdo

La actividad agrícola es catalogada hoy como un riesgo, debido a que muy pocos...

Exposición “Bitácora de un viaje en el tiempo” en el edificio del Archivo Central e Histórico de la U.N. Fotos: Nicolás Bojacá.

Educación

septiembre 19 de 2017

La U.N. navega por su historia

El viaje naval del Sesquicentenario cuenta con más de 40 mil documentos...