Escudo de la República de Colombia

Artes & Culturas

Cantaoras de Maríalabaja, memoria oral de resistencia

“Adiós, adiós, mamá, como yo soy desplazada, yo salí de la montaña, de los Montes de María, a las seis de la mañana, yo escuché unos tiroteos… Como yo estaba asustada me paseaba y me paseaba, de la sala a la cocina y ahora voy con mi madrina, yo lloraba sin consuelo, me vino a avisar mi abuelo, mataron a mi sobrino, oh, Colombia, oh, Colombia, la nación está complicada, la violencia no se acaba, y nunca le pone fin (…)”.

Bogotá D. C., 10 de diciembre de 2020Agencia de Noticias UN-

Las reflexiones se dieron en medio de la iniciativa “Expedición #LibrosUNAL”, un viaje para conocer la UNAL Sede Caribe.

Maríalabaja, en Bolívar, es uno de los más de 80 palenques que fundaron los africanos en el departamento. Foto: Alcaldía de Maríalabaja.

El municipio queda a 1 hora y media de viaje por tierra a Cartagena, y uno de sus atractivos son los cuerpos de agua.

Aunque la cantautora Rosa Caraballo tiene decenas de composiciones, no se dedica de forma exclusiva a cantar.

Ceferina Banquez ha estado en escenarios de Europa y colombianos representando a las cantaoras de Maríalabaja.

La autora de esta composición, Ceferina Banquez, nacida en 1943, y una de las cantaoras mayores de Maríalabaja, forma parte de la historia recopilada en el libro Las cantaoras de Maríalabaja, expresión de resistencia y libertad en el Caribe colombiano, en el cual se explora cómo se mueve la memoria oral, cómo se unen canales para formar historia, cómo las composiciones de las cantaoras batallan contra el olvido y la invisibilización de los saberes.

En palabras de la pedagoga musical Liliana Atencia, autora del libro, “la publicación nació gracias al apoyo de los profesores de la Maestría en Estudios del Caribe de la Universidad Nacional de Colombia (UNAL), y se basa en la tradición oral”.

Su interés por escribir esta obra nace de escuchar las memorias de los ancianos, de estas mujeres líderes, de ver su carácter fuerte, que no se rinden a pesar de las batallas, que han criado a sus hijos solas, que incluso las más ancianas siembran y cosechan sus tierras. “El libro es un reconocimiento a cantarle a la vida pese a los sufrimientos”, subraya.

La autora explica que unos de sus cuestionamientos eran por qué hay tanta pobreza en el municipio de Maríalabaja, Bolívar, y por qué se repiten los ciclos, si han pasado tantos años desde su fundación: “uno ve que estas mujeres salen en escenarios del mundo, las ponen de bandera el departamento, pero ellas no tienen ni siquiera una casa digna en dónde vivir, no tienen apoyo estatal, les toca batallar su vida con sus propias manos”, subraya.

Otro de los puntos que analiza el libro son las frases despectivas y discriminatorias hacia la población negra como: “siempre vivirán en la miseria”.

“Estos estigmas afectan tanto a la población que al interior del país se dice que los costeños son flojos”, comenta la autora, para quien la tradición musical es clave en la construcción de la historia, los cantos son una forma de preservar la tradición de los pueblos y forman parte de la memoria oral.

Historias de las cantaoras

Ceferina Banquez nació en Maríalabaja, pero se crió en la zona de los Montes de María, que pertenecen a Carmen de Bolívar. Allá llegó a los 9 años y le ha compuesto canciones a Cartagena y a San Andrés siguiendo la tradición oral de sus abuelos, de las historias de esclavos africanos, de historias recientes y aprendiendo cómo hacer bullerengue. Para la cantaora este no se compone de palabras románticas, sino de algo que pasó o está pasando, y subraya que lo que más les ha pasado es la violencia desde cuando vendían negros en la época de la colonia.

“Yo he vivido dos violencias: primero la bipartidista -entre liberales y conservadores-, pero en ese momento el conflicto fue de menos sufrimiento y mortandad; luego, el conflicto armado entre guerrilla, ejército y paramilitares. Empecé a cantar en 2007, luego de que fui desplazada, lo hice para retratar lo que pasaba”, cuenta la cantaora.

Otra de las historias de cantaoras del libro es la de Rosa Caraballo, la autora Atencia dice que cuando llegó a Maríalabaja no sabía quiénes eran las cantaoras, que fue al colegio y los niños no conocían a ninguna ni eran cercanos a su arte.

Recuerda que “les explicaba que eran unas señoras con cierta vestimenta, les canté un fragmento y me dijeron ‘sí, la mamá de un amigo nos canta cuando nos vende empanadas’, me llevaron y luego de comprarle empanadas empezamos a hablar de lo que hacía. Muchas veces se ignora el talento, para ella quizás era insignificante lo que hacía, pero su voz y sus composiciones son hermosas”.

(Por: fin/AMV/MLA/GSA
)
N.° 355

Otras noticias

La única forma en que la justicia ordinaria puede intervenir en la indígena es por medio de la acción de tutela. Foto: Luis Robayo / AFP.

Política & Sociedad

abril 16 de 2021

Derechos indígenas, de la Constitución a la realidad, este domingo en UN Periódico Digital

Al cumplirse 30 años de la Asamblea Nacional Constituyente, UN Periódico...

Algunas de las afectaciones reportadas son dolores de cabeza, fatiga, convulsiones, trombosis y afectaciones a nivel cerebrovascular. Foto: Nathalia Angarita - Unimedios.

Salud

abril 16 de 2021

Niños no están exentos de sufrir complicaciones neurológicas por COVID-19

Dolores de cabeza, fatiga, convulsiones, trombosis y afectaciones a nivel...

El HUN cuenta con 72 camas UCI, 12 de las cuales se sumaron esta semana. Fotos: Brandon Pinto - Unimedios.

Salud

abril 16 de 2021

HUN amplía capacidad instalada de UCI para atender tercer pico de pandemia

Con la apertura de 12 camas más en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), el...

Desde hace 70 años, Acta Agronómica ofrece artículos originales e inéditos con enfoque en ciencias agropecuarias, ciencias del suelo, medioambiente y agroindustria. Foto: Unimedios Palmira.

Educación

abril 16 de 2021

Acta Agronómica alcanzó categoría B en Publindex

Esta revista, una de las más antiguas de la Universidad Nacional de Colombia...

Ciencia & Tecnología

abril 16 de 2021

Residuos de plátano y banano con alto potencial para producir biogás

Los tallos de estas plantas producen 15 m3 de metano por tonelada de biomasa...

Mochuelo Alto es un territorio rural que conserva una vocación agrícola. Foto: cortesía Juan Diego Escobar Mejía.

Ciencia & Tecnología

abril 16 de 2021

Con sensores, acueductos comunitarios medirían nivel del agua en tiempo real

Con el diseño y la implementación de un instrumento tecnológico que cuesta...

Investigadoras de Colombia, México y Argentina debatieron sobre los impactos de la pandemia en la educación superior. Fotos: archivo Unimedios.

Educación

abril 16 de 2021

Habilidades, y no solo conectividad, retos de la educación superior en pandemia

Ya no se trata solo de estimar el acceso a internet o a un computador, sino...

Miguel Cote Menéndez, psiquiatra y docente de la UNAL. Foto: Brandon Pinto - Unimedios.

Educación

abril 16 de 2021

Sociedad Americana de Psiquiatría Hispánica reconoce a docente de la UNAL

El psiquiatra Miguel Cote Menéndez, magíster en Psicología Clínica y de la...

El programa de Zootecnia de la UNAL Sede Medellín fue el primero de su tipo en el país. Foto: archivo Unimedios.

Educación

abril 16 de 2021

Zootecnia, programa de la UNAL Sede Medellín acreditado en Alta Calidad

La certificación fue entregada por 8 años, tiempo máximo que permite la ley. El...

El prototipo robótico UVCBOT trabaja con lámparas UVC a una longitud de onda de 254 nm. Fotos: Luisa Giraldo.

Ciencia & Tecnología

abril 16 de 2021

Robot desinfecta espacios sin químicos

Con una efectividad del 90 %, este dispositivo desinfecta superficies de salas...